Embed
En la asamblea realizada días atrás los tripulantes de cabina ratificaron el estado de alerta y movilización ante "la intransigencia empresaria". Exigen "una inmediata reestructuración salarial, el pago de diferencias en las liquidaciones de los haberes y el preciso reconocimiento de los años de antigüedad" del personal.

"Un tripulante recién ingresado percibe un salario inferior al mínimo, vital y móvil", explicó Paula Marconi, secretaria general de la organización sindical y representante de 500 trabajadores de LATAM Argentina, y sostuvo que ello afecta "el ingreso bruto".

Los tripulantes rechazan también "la violación del tiempo máximo de servicio" y exigen alimentación según "lo convencionado".

"El sindicato demanda a la empresa determinadas reivindicaciones desde hace casi un año, que incluyen discriminación de viáticos según el convenio colectivo y utilización de días libres para trámites o gestiones laborales, lo que violenta los tiempos mínimos de descanso", concluyó la dirigente gremial.

Embed


Temas

LATAM vuelo paro Aerolíneas Argentinas Aeroparque ezeiza