-

Drogas de diseño: se consumen desde los 14 años y no sólo en las raves

15 de enero de 2017

Alumnos de secundarias de la ciudad de Buenos Aires están empezando a tomar drogas sintéticas desde los 14 años y no solo en raves, según datos oficiales.

"El sondeo de 2015 de chicos de escuela media de Capital revela que, en promedio, el 2 por ciento consume drogas sintéticas. La novedad es que está tendiendo a darse una igualdad de consumo entre chicos y chicas, cuando en años anteriores había prevalencia de varones", detalló María Verónica Brasesco, directora del Observatorio Argentino de Drogas del Sedronar y agregó: "Este dato llega al 4% de los chicos, si se tienen en cuenta todos los que alguna vez en la vida probaron drogas de diseño".

No es un escenario alentador: a más edad, mayor consumo. Y en la medida en que se está pasando el límite de las fiestas electrónicas, se puede hablar de una transversalización. Así lo aclaró en diálogo con el diario Clarín la funcionaria: "Estas drogas estaban restringidas a una élite de fiestas electrónicas, pero si hoy tomás a los jóvenes de secundaria por edades, en la ciudad de Buenos Aires, el 1 por ciento de los chicos de 14 años o menos, consumen éxtasis; pasa al 4 por ciento en los de 15 y 16 años; y al 7 por ciento en los de 17 años o más. Estos chicos compran efectivamente éxtasis, o lo que ellos creen que es éxtasis... El 7 por ciento es muchísimo. Esta última cifra, en 2008, no llegaba a un punto porcentual".

Embed
En 2011, los chicos de 14 años prácticamente no entraban en los sondeos. Es que en ese rango etario era tan insignificante el consumo que la encuesta no contemplaba a las drogas de diseño por separado. Estaban rotuladas como "otras drogas", un combo que reunía todo lo que estuviera por fuera del alcohol, los psicofármacos, la cocaína, pasta base y marihuana.

Pero basta tomar las encuestas hechas en colegios secundarios y centrarse en el ítem "percepción de riesgo de consumo de sustancias" para darse cuenta de lo que sucedió.
En 2011, ante la pregunta "¿cuán riesgoso creés que es probar éxtasis una o dos veces?", el 45,3 por ciento de los alumnos de secundarios de Capital consideró que era "de alto riesgo". Cuatro años después, en 2015, sólo el 23 por ciento eligió esa respuesta.

Con alguna sutileza lingüística se intentó recabar más conclusiones. Así, fueron consultados por el riesgo de consumir éxtasis "algunas veces": en 2011 dijo que era de "alto riesgo" el 64,5 por ciento; cuatro años después, el 30 por ciento. Y por último, se intentó ahondar en los riesgos de consumir "frecuentemente" éxtasis. Mientras en 2011, el 93,2 por ciento se inclinó por el "alto riesgo", en 2015 esta opción fue escogida por el 75 por ciento de los alumnos.

La baja en la edad de inicio del consumo fue progresiva, lo que no sólo se observa en las drogas de diseño sino en todas las otras sustancias psicoactivas. "Los chicos se intoxican cada vez más desde más chicos.
Lo que más nos preocupa es la banalización del consumo y la falta de conciencia del riesgo", resumió Brasesco.

Temas

En Vivo