-

Otros dos turistas argentinos muertos en Brasil

20 de enero de 2017

Los hechos ocurrieron en Florianópolis e Itapema; piden a los turistas tomar recaudos en las playas. Ya son cinco los turistas que han fallecido ahogadas en lo que va del año.

Dos argentinos murieron en las últimas horas en Brasil. El primer caso fue ocurrió a las 13 hora local (14 de Argentina) en Itapema, playa vecina al famoso balneario Camboriú, en el litoral norte del estado de Santa Catarina, donde falleció el comerciante Jorge Aquino, de 35 años de Oberá, provincial de Misiones.

Según el informe enviado por los guardavidas que atendieron a Aquino, el argentino estaba alcoholizado a tal punto que intentó alquilar una tabla de stand up y fue rechazado por su estado.

El segundo caso ocurrió cerca de las 18 en la isla de Florianópolis, que es la capital del estado de Santa Catarina, donde murió Matías Chiocconi, de 30 años, oriundo de Junín, provincial de Buenos Aires, cuando nadaba en las piscinas naturales de la playa de Barra de Lagoa, donde hay mar abierto.

Luego de conocerse los casos, el consulado argentino en Florianópolis, Brasil instó a los argentinos que veranean en ese país tomar mayores recaudos a la hora de permanecer y disfrutar de las playas brasileras. Ya son cinco los turistas que han fallecido de esta forma en lo que va del año.

Embed

"Los casos ponen en relieve la necesidad de un mayores recaudos a la hora de viajar y permanecer en Brasil" dijo a Télam el cónsul argentino en Florianópolis, Gustavo Coppa y agregó que están dando asistencia a las familias y contención a la par de realizar todos los trámites para enviar los cuerpos.

Asimismo, los guardavidas con los cuales conversó Télam en Canasvieiras, Praia Brava, Joaquina, Itapema coincidieron en afirmar que muchos turistas argentinos, al ver el agua cálida y transparente, creen que no hay peligro.

"Muchos dicen que ya estuvieron en Mar del Plata con olas más grandes y por eso se animan. Pero a veces uno toma de más, está deshidratado y el cuerpo no tiene cómo reaccionar a una situación de peligro", dijo Tiego Reis, guardavidas de Itapema, que presenció el intento de reanimación del misionero.

El cónsul argentino, por su parte, informó que en esta época del año la única actividad es recibir a los turistas: en un espacio de 40 minutos, pasaron por la sede diplomática 14 personas con problemas de pérdida de documentos.

Coppa recordó además que el lunes también falleció una turista argentina en su departamento, Haydeé Colman, de 51 años, al llegar de la playa de Camboriú, donde estaba con su hija, de 16.

En el primer día de 2017 había fallecido una turista por una descompensación en la playa de Ingleses, en Florianópolis, y dos días después un mochilero que había ido a bañarse al río Camboriú, cayó al suelo y su cabeza golpeó contra una piedra.

Temas

En Vivo