-

Crimen del empresario: "Lo venían planificando hace seis meses"

26 de enero de 2017

Así lo aseguró el abogado de la familia del empresario Roberto Fernández Montes, quien aseguró que el yerno de la víctima, había sacado para su suegro "una póliza de seguro de vida" a favor suyo.

El abogado Matías Morla, quien representa a la familia del empresario Roberto Fernández Montes, asesinado el sábado en el barrio porteño de Caballito, aseguró hoy que "el crimen que ocurrió ahora lo vienen planificando hace seis meses", y que está convencido de que si en la casa hubiera estado la hija menor de la víctima, también la hubieran matado.

Morla se presentó este jueves en el Palacio de Tribunales porteño, junto a Giselle, la menor de las hijas de la víctima, para dialogar con el juez Hernán Martín López, quien dispuso custodia permanente para ambas mujeres a raíz de una serie de amenazas que recibieron en las últimas horas.

"Está recibiendo comunicaciones constantes, llamadas raras en las que dicen que tengan cuidado, que no hable más", dijo en relación a esas amenazas.

Embed
"Apareció nueva prueba que indica que el tercer autor es el paraguayo que está prófugo", señaló el letrado respecto del buscado Pedro Ramón Fernández Torres, de 50 años, y luego agregó: "El carnicero es el autor material, no hay duda de eso".

Morla afirmó que está convencido de que el yerno de la víctima, Santiago Corona planificó el asesinato con varios meses de anticipación, cuando "en agosto pasado" sacó "una póliza de seguro de vida" para su suegro en la que él mismo era beneficiario.

"El crimen que ocurrió ahora lo vienen planificando hace seis meses", señaló para luego asegurar que "por más que lo cobre, va a estar todos los días preso".

Respecto del mecánico detenido por el caso, César Ricardo Arce López, quien dijo ante la justicia ser inocente y para los investigadores no es el hombre de los videos, Morla aseguró que "la prueba que hay hasta ahora es débil" y que "si es inocente" debe ser liberado.

Sin embargo, el abogado querellante que representa a Natalia y Giselle Fernández Montes, las hijas de la víctima, no descarta la participación del mecánico e incluso mencionó que "hay un nuevo video" en el que aparece "un tercero" que para él podría ser Arce López.

Embed
"Creo que la mecánica del crimen es que el autor, porque lo había estafado y porque quería borrar las pruebas y zafar de una causa penal, es el yerno. Se valió del mecánico que era su socio, su mejor amigo, su compinche, y contrataron la mano de obra asesina del carnicero", afirmó.

Sobre Corona, dijo que "este asesino" adoptó "la conducta de un diablo" y que "es un demente peligrosísimo".

El penalista también dijo estar convencido de que los asesinos tenían planeado también asesinar a la menor de la hijas de Fernández Montes, la que vivía con la víctima en el departamento del 5to piso de Aranguren 36 en Caballito y respecto a eso afirmó: "A Giselle no la mataron porque no estaba".

Para Morla, el móvil que tuvo Corona para planificar el crimen fue "evitar una causa penal por los robos que cometió" trabajando en la administración de la empresa de su suegro y que "están demostrado por los extractos bancarios, por las extracciones que realizó".

"Está acreditado por Whatsapp que hubo reclamo de plata, discusiones y peleas. En la AFIP también tenía deudas. Era un desprolijo, un ladrón, asesino y después un psicópata", añadió.

Dijo que para él, el caso "es un homicidio calificado, reclusión perpetua, para estar toda la vida preso", opinó que "va a haber más prueba para vincular a más personas" y afirmó que "el circuito se va a cerrar entre tres o cuatro (personas)".

Reiteró que quienes descubrieron que Corona estaba involucrado "fue Giselle y su novio cuando vieron el video" y habló de "Locademia de Policía" cuando criticó a los primeras policías que actuaron en el hecho y no secuestraron las grabaciones.







    Temas

    En Vivo