-

-

La viuda de uno de los muertos en el recital del Indio: "No es un ser humano"

28 de marzo de 2017

La mujer de Juan Francisco Bulacio rompió el silencio después del trágico show y apuntó contra el rockero, el intendente de Olavarría y los organizadores del evento.

"Lo único que uno quiere en esta vida es que haya justicia. Para mí sería que los responsables fueran presos", expresó Mariana Fernández, viuda de Juan Francisco Bulacio, uno de los dos fanáticos que murieron durante el multitudinario recital que ofreció el 11 de marzo el Indio Solari en Olavarría.

"Para mí los responsables son el Indio Solari, todos los que se ocuparon de organizar y obvio que también el intendente de Olavarría. Les cabe la misma responsabilidad porque él de alguna manera, como mucha gente es fanática, sabía que en un lugar así iba a haber muchísima gente", señaló la mujer en "De caño vale doble".

"Yo creo que él, como cabeza de todo eso, como ídolo de toda esa gente, tendría que haberla cuidado. Ellos se tienen que hacer cargo de las cosas que hicieron y no delegar responsabilidades a otra persona", agregó Fernández.

Embed
"La fiscal pidió otra autopsia para asegurarse de todos los detalles porque en el certificado de defunción te ponen que él murió de un paro cardiorespiratorio pero, ¿por qué vino eso? No se podía respirar, no se podía estar. Él estaba adelante, con su ídolo adelante. ¿Y el ídolo qué hizo por esta persona que está ahí? A mí me contaron que mi marido quedó tirado ahí y él siguió cantando. Y ya estaba muerto", relató la viuda de Bulacio.

Fernández reveló que Solari no se comunicó con ella como sí lo hizo Ezequiel Galli, intendente de Olavarría. "Yo te puedo garantizar que, como viuda, no. Aparte, a esta altura de la vida, que se venga a comunicar si no se comunicó de entrada... Sin saber si quiera que el NN era mi marido tendría que haber salido en seguida, si era un ser humano", expresó la mujer.

"Para mí ya no es ni siquiera un ser humano", sentenció Fernández. "Cuando murió mi marido ya el intendente tenía mi número. Lo podés conseguir, podés levantar el teléfono y decir: 'Lo siento'. Eso no lo tuvo mi marido. Murió por nada porque esa persona no valía la pena ni siquiera ir a verla. Al tipo no le interesa nada. Lo único que le interesó fue llenarse los bolsillos e irse a su casa y desde allá mirar lo que está pasando", sentenció.


Temas

En Vivo