-

-

-

Unas 90 personas habrían muerto por la "madre de todas las bombas"

15 de abril de 2017

El Estados Islámico negó que hubiese sufrido bajas tras el ataque de los Estados Unidos pero las autoridades del distrito afgano donde cayó publicaron las cifras oficiales.

Existe una controversia por el número de muertos en la explosión de la "madre de todas las bombas", el dispositivo no nuclear más grande del arsenal de los Estados Unidos que fue arrojado el jueves pasado en Nangarhar, Afganistán.

Aunque desde el Estado Islámico afirmaron que no sufrieron bajas, el vocero de la provincia de Nangarhar, Attaullah Khogyani, confirmó que 90 militantes de la organización terrorista murieron durante el ataque, informó el sitio Sky News.

Embed
La bomba fue arrojada en el distrito de Achin, y su gobernador, Esmail Shinwari, informó que ISIS tuvo 92 bajas.

Hasta el momento la cifra oficial de muertos era de 36 personas, pero no hubo víctimas civiles ya que el objetivo de la bomba era un complejo de túneles de hasta 40 metros de profundidad donde se escondían los soldados de ISIS.


Temas

En Vivo