-

Separaron a dos chicas que estaban de la mano en un colegio

25 de mayo de 2017

Dos chicas que estaban de la mano en un recreo fueron obligadas a separarse por el director de la escuela. "Tengo amigos homosexuales, pero no dejo que se besen delante de mis hijos porque podría salir como ellos", argumentó.

Un polémico caso de homofobia se registró esta semana en la escuela Manuel Dorrego de Morón. Es que dos alumnas de 14 y 15 años que se encontraban de la mano durante el recreo, debieron separarse luego de que el director las "retara" por lo que estaban haciendo.
"Nos dijo que estaba mal porque era un acto sexual y nos dijo que él tenía amigos homosexuales, pero que no dejaba que se besaran delante de sus hijos, porque podrían salir como ellos",contó Camila, una de las estudiantes obligadas a separarse.
A pesar de que ellas le contestaron que solamente querían permanecer tomadas de la mano, el director le respondió que él era la autoridad y por eso debían acatar su orden.
pareja chicas '01.jpg
Este es uno de los carteles que le dejaron al director tras el hecho
Este es uno de los carteles que le dejaron al director tras el hecho
Según contó al portal SN Online, Camila le planteó al director que estaba cansada de no poder estar junto a su pareja, cuando compañeras de ellas podían estar tomadas de la mano de sus novios sin que nadie les dijera nada. "Negaba y al mismo tiempo se disculpaba, cosa que no tiene mucho sentido", afirmó la alumna.
Las chicas, sorprendidas por el reto del director, Gustavo Martínez, se separaron pero sus compañeros salieron a defenderlas empapelando la institución con carteles que contenían diversas consignas como "Todo amor es legal" y "No necesito ser homosexual para saber que la homofobia es un error", "Señor director, debería estar amando a alguien",los alumnos no descartan organizar un 'besazo' para el próximo viernes.
Embed
Luego del episodio el director pidió licencia durante toda la semana y hasta el momento el resto de las autoridades no salieron a hablar. En tanto, desde el ministerio de Educación de la Provincia, Andrea Duré, directora del área de Psicología Comunitaria y pedagógica sostuvo que no está prohibida ninguna demostración de amor en los colegios sino que por el contrario, se intenta reforzar la unión y el respeto.

Temas