ADN positivo: una prueba confirmó que Florencia fue violada por su padrastro

01 de junio de 2017

Según los datos del informe que recibió la Justicia de San Luis, Lucas Gómez fue quien violó a Florencia la madrugada del 22 de marzo. Antes de que muriera ahorcado en su celda, le extrajeron sangre para cotejarla con el cadáver de la adolescente, de 12 años.

La prueba de ADN realizada para confirmar si el padrastro de Florencia Di Marco había sido quien la violó y asesinó brutalmente, dio positivo. Según el informe que recibió la Justicia de San Luis y que avala la cruel hipótesis sobre el horror que la adolescente de 12 años antes de morir: fue su padrastro quien la violó brutalmente antes de descartarla en un descampado a la vera de la ruta provincial N°41, en El Saladillo, a 55 kilómetros de la capital puntana. La había tirado debajo de un puente tras, como mínimo, un año de padecimientos desde aquel "hay veces que mi papá me acaricia" que le había dicho a su maestra como un pedido de auxilio que nadie escuchó y que su mamá tildó de mentira cuando le advirtieron.

Embed
La información se conoce 22 días después de que Lucas Gómez, acusado de violar y estrangular a su hijastra, fuera encontrado ahorcado en su celda del penal de Pampa de las Salinas. El día anterior a su muerte justamente le habían extraído sangre para cotejar su perfil genético con el hallado en el cuerpo de Florencia, asesinada la madrugada del 22 de marzo.

Antes de que fuera hallado ahorcado con una lazo, Gómez dejó en la en la mesita que tenía en su celda tres cartas en papeles pequeños escritas con lápiz. Una iba dirigida a sus tres hijos, hermanastros de Florencia de 9, 3 y una beba de dos meses que ahora están bajo la tutela de familias solidarias; la otra era para su mamá y la tercera para su pareja Carina Di Marco, madre de la chiquita asesinada y de sus tres hijos, donde negaba ser el autor del crimen, decía que la había encontrado muerta en su habitación y que había descartado el cuerpo porque sabía que le iban a echar la culpa.

Finalmente, la autopsia había revelado que Florencia "vivió un calvario antes de morir", que el crimen fue entre las 4 y las 6 de la madrugada de ese 22 de marzo y que la nena presentaba lesiones que evidenciaban "habitualidad" sexual. El ADN ahora lo confirmó, según publicó Clarín.

Lucas Gómez
Lucas Gómez, padrastro de la joven Florencia Di Marco<br>
Lucas Gómez, padrastro de la joven Florencia Di Marco
"Hoy es un día especial para todos los que trabajamos en esta causa. El resultado de la pericia confirmó que el rumbo de la investigación era el correcto. Se puso mucho esfuerzo, muchas horas de trabajo y compromiso. Sin perjuicio del final que tuvo Gómez, para nosotros es un gran día", señaló la titular del Juzgado en lo Criminal N°3 de San Luis, Virginia Palacios, a cargo de la investigación y que además detuvo a la mamá de Florencia, Carina Di Marco, bajo el delito de "partícipe necesaria por omisión de abuso sexual con acceso carnal, agravado por la calidad de guardador y por la situación de convivencia preexistente" y "homicidio calificado criminis causa con alevosía y violencia de género" que le había imputado a Gómez.

Aunque la madre de Florencia no es única que está bajo la lupa de la Justicia. Palacios le pidió al fiscal de la localidad de San Martín, en Mendoza, que investigue si la maestra a la que la nena el año pasado le había contado que su papá la acariciaba y la directora del colegio "Florentino Ameghino" no incurrieron en el delito de omisión de denuncia. Ambas están bajo sumario administrativo y suspendidas por 6 meses.

Carina Di Marco.jpg
La Justicia investiga a la mamá de la nena asesinada en San Luis. Foto: portal <i>El Chorrillero</i>.
La Justicia investiga a la mamá de la nena asesinada en San Luis. Foto: portal El Chorrillero.
El abuelo materno de la nena intuía los abusos al declarar que "ella vivía con un temor, como si le hubieran hecho algo, no sé qué", además de decir que su nieta le contaba que le "temblaba la cama" cuando dormía. Mientras que la madre de Gómez sospechaba de "actitudes raras" de Florencia y hasta contó ante el tribunal de Familia que su hijo se encerraba con ella después de bañarse.

El crimen de Florencia conmocionó a San Luis. La adolescente desapareció el 22 de marzo, mientras su mamá permanecía internada en la maternidad Teresita Baigorria porque acababa de dar a su luz a su cuarto hijo. Era su padrastro quien lloraba ante los medios por el paradero de la nena, decía que había ido al colegio a buscarla y no estaba. Pero la chiquita no había ido a la escuela. Al día siguiente, su cadáver fue hallado debajo del puente Río Saladillo.





Temas