-

Salta: un nene de 3 años murió y su madre falleció por el shock nervioso

06 de junio de 2017

Un nene de 3 años y su madre de 26 murieron el lunes a la tarde con una hora de diferencia en Salta después de haber padecido convulsiones y un shock nervioso.

Anoche, mientras los peritos y policías seguían tomando muestras, retirando elementos de prueba y custodiando la casa de calle Gorriti 844, varios vecinos permanecían en sus veredas tratando de saber qué había pasado con la joven mamá y su hijito fallecidos a media tarde.

Un llamado al Sistema de Emergencia 911 advirtió sobre el desvanecimiento de Alejandra Párraga, en la puerta de su casa.

Embed
La joven de 26 años estaba en medio de una crisis nerviosa, probablemente porque su pequeño hijo Amir Párraga, de 3 años, había convulsionado momentos antes y la ambulancia acababa de llevarlo al hospital con signos vitales muy débiles.

La familia Párraga, compuesta por los dos padres y otros seis hermanos de la joven, se dividieron para atender a sus dos seres queridos.

El pequeño Amir fue llevado al hospital Santa Clara de Asís, donde los médicos intentaron de todo, pero en minutos el niño murió. Eran las 16.45.

En principio se dijo que la causa de muerte era un paro cardiorrespiratorio por ahogamiento, pero con el paso de las horas se especificó que la causa original aún se debía establecer con una autopsia.

Cuando llegó la segunda ambulancia a la casa de los Párraga, Alejandra fue subida en camilla y trasladada al hospital San Bernardo.

A la guardia llegó inconsciente y el primer diagnóstico fue que estaba descompensada por una crisis de nervios, tal vez por lo que sucedía con su pequeño. Sin embargo no sobrevivió. A las 17.50, aproximadamente, falleció, una hora después de su hijo.

Luego de los fallecimientos, la Policía fue a la casa y comenzó el relevamiento de pruebas y entrevistas con familiares. Bioquímicos y personal de Criminalística trabajaron en la vivienda hasta la noche.

Según informa el diario El Tribuno, Alejandra y Amir habían estado durante la mañana en el centro de la ciudad donde compraron un agua, cuyo origen fue puesto en tela de juicio tras lo sucedido en la tarde.

Las primeras investigaciones no mencionaron ningún conflicto intrafamiliar ni nada que llamara la atención sobre la vida que llevaba la joven, quien estaba en pareja con un hombre que no es el papá del niño. Él estuvo todo el tiempo en el hospital San Bernardo desde que Alejandra fue trasladada por la ambulancia.

"Es una muerte dudosa y lo que la haya causado seguramente se sabrá cuando se hagan las autopsias de los cuerpos, mientras tanto hay que tener cuidado con lo que se diga porque se puede dañar a una familia entera", dijo una fuente vinculada a la investigación.

El examen de los cuerpos fue pedido por el fiscal penal Pablo Paz, quien tomó intervención en el caso.
La Policía no tenía sospechosos ni tampoco detenidos.



Temas