La brutal patada de Iván Furios que dejó a Matías Orihuela en el hospital

06 de junio de 2017

Promediando el segundo tiempo del encuentro entre Quilmes y Patronato en el estadio Centenario, el experimentado defensor fue muy fuerte para evitar un gol y le dio un terrible golpe al defensor, que perdió el conocimiento y terminó internado.


Patronato Quilmes
Finalmente la pelota terminó en la red pero todo estaba anulado por posición adelantada. Aunque todo pasó a segundo plano al ver el estado de Orihuela, que quedó tendido en el piso y tuvo que ser retirado en ambulancia.

Ya en la mañana del martes, el hombre de 25 años llevó tranquilidad a todos al publicar un mensaje en su cuenta de Instagram.

"Gracias a dios estoy bien, solo un poco dolorido. Quería agradecerle a los que me mandaron msj, a los médicos y kinesiologos de Quilmes y del sanatorio Trinidad que me brindan excelente atención, a la dirigencia de Quilmes que estuvo en todo momento conmigo, a mis familia que siempre está presente, también un gesto de la terna arbitral que vino a verme, también a Ivan furios que se preocupo por como estaba y estuvimos hablando anoche y sobre todas las cosas a mis compañeros del club Quilmes que son excelentes personas y estuvieron conmigo en todo momento. No los aburro más, un abrazo grande para todos", fue el mensaje que publicó.


Temas