No pudo con la culpa y confesó: "Maté a un amigo y lo enterré"

09 de julio de 2017

El terrible crimen ocurrió en Santa Fe. El supuesto asesino, un hombre de 49 años, fue hasta la comisaría de la zona, acompañado por su mujer, para confesar lo que había hecho.

Según relató el hombre a los policías de la Subcomisaría 3 de Santa Fe, el viernes último por la noche se juntó con amigo e inquilino, identificado como Daniel Radolovich, de 66 años, en la vivienda que le alquilaba en el barrio Pompeya.
Ambos habrían comenzado a beber ginebra y en cierto punto de la noche lo que era una conversación terminó en una discusión, luego en descontrol y finalmente con la muerte de uno de ellos. Según el testimonio que dio a la Policía, apuñaló a Radolovich, que era transportista. Después, lo enterró en el patio de la casa.
Cuando los efectivos llegaron a la vivienda donde ocurrió el crimen, encontraron el cuerpo de la víctima enterrado, tal como había dicho el acusado. Fue asesinado de una puñalada, confirmaron los médicos policiales al diario Clarín.
A unas pocas cuadras de la escena del crimen, en French al 3900, se halló la camioneta Toyota Hilux bordó de la víctima. No tenía ninguna traba puesta y tampoco estaban las llaves. Fue la mujer de Radolovich quien la reconoció ante las autoridades, por lo que luego se ordenó que fuera peritada.