-

La fuerte reacción de los padres cuando quisieron llevarse al nene enjaulado

06 de agosto de 2017

La Justicia ordenó el traslado del adolescente a un centro de salud y se vivió una situación tensa con sus papás. Hasta tuvo que intervenir un cacique de la comunidad wichi de Alto de la Sierra.

La Justicia provincial salteña ordenó el traslado inmediato del adolescente de 14 años que pasa sus días en una jaula a un centro de salud cercano a su vivienda en Alto La Sierra, pero los padres no lo permitieron. Temen que las autoridades le quiten el hijo y que sufra al estar con extraños ya que no habla ni controla esfínteres debido a que padece secuelas neurológicas de una meningitis que padeció cuando era bebé.
Embed
Al hacerse pública la situación del chico, la jueza de Violencia Familiar y de Género de Tartagal ordenó el traslado inmediato del adolescente a un hospital materno infantil y el Ministerio de Salud dispuso el avión sanitario para buscar a Álvaro Gaby, pero los padres se negaron a autorizar este movimiento, actitud en la que se mantuvieron firmes hasta ayer, al punto que no pudo ser trasladado el muchacho.
Frente a la situación, intervino el cacique de la comunidad wichi de Alto la Sierra, Ascencio Pérez, quien terminó por defender a la familia Gaby en su postura de no permitir que el chico viaje a la capital.
"El se hace encima, está mal de la cabeza, no controla las necesidades", dijo Adolfo Gaby, su papá, que es agente sanitario en Alto La Sierra, municipio de Santa Victoria Este, en Rivadavia.

Temas