-

-

Renunció Paulie Malignaggi, sparring de McGregor, a días de la pelea con Mayweather

07 de agosto de 2017

El ex campeón del mundo del peso welter, el estadounidense Paulie Malignaggi, se convirtió en el último problema para los organizadores de la pelea entre Floyd Mayweather y Conor McGregor al abandonar el campo de entrenamiento del irlandés por considerar que se trata de un auténtico "circo".

"No voy a participar en este montaje y mucho menos que se utilice mi reputación profesional por algo en lo que se ha convertido en un auténtico circo", declaró Malignaggi, tras dejar de trabajar con el peleador irlandés de UFC, que va a hacer su debut como boxeador.

El descontento de Malignaggi se dio después que los representantes de peleador irlandés publicaran a través de las redes sociales unas fotos sacadas durante los 12 asaltos que el ex púgil estadounidense completó como "sparring" junto a McGregor.

Embed
Las mismas, de acuerdo a Malignaggi, fueron todas un montaje, "falsas", que no reflejan lo que sucedió en el cuadrilátero y en las que se le hace ver cómo que está a merced de McGregor cuando sucedió todo lo contrario.

McGregor, gran figura de la UFC, debutará en boxeo para enfrentarse el próximo 26 de agosto, en el T-Mobile Arena de Las Vegas, al invicto Mayweather (49-0, 26 nocáuts) y había reclutado a Malignaggi como su "sparring".

Embed
Sin embargo, Malignaggi, a través de su cuenta de Twitter, dijo que había llegado para trabajar en serio y ayudar a McGregor, pero después de lo sucedido tras los 12 asaltos que realizaron el pasado martes, no iba a dejar que su trayectoria profesional saliese perjudicada.

"Cierto que la sesión del martes tuvo mucha violencia",
señaló Malignaggi, a quien le pusieron un dispositivo en el hombro para que tomase imágenes que McGregor quería compartir con una pequeña audiencia.

Pero desde entonces, y sin que estuviese establecido, comenzaron a aparecer fotos, todas favorables a McGregor, que parece colocar golpes "demoledores" a Malignaggi, que inclusive se lo ve cayendo a la lona mientras el peleador irlandés se lanza sobre él.

Embed
"Esa caída nunca se dio por un golpe, me empujó", declaró Malignaggi, que además desafió a McGregor para que dé a conocer las imágenes inéditas de toda la sesión, aunque dejó muy claro que no dirá nada de como fue el trabajo ni la estrategia que va a presentar ante Mayweather.

Malignaggi explicó finalmente que la UFC se encargó de colocar cámaras en todo el gimnasio que graban cada movimiento, sin que haya ningún tipo de privacidad ni de trabajo serio.

Hasta el momento, el campo de McGregor no ha hecho ningún comentario sobre lo sucedido con las fotos, las denuncias de Malignaggi, y su abandono de los entrenamientos.

Temas

En Vivo