Mirtha Legrand confiesa cuáles son sus más íntimos miedos

27 de junio de 2012

La diva de los almuerzos reconoce que es una mujer "grande" y revela sus inquietudes existenciales a esta altura de su vida.

La actriz de “La dueña” Mirtha Legrand reveló su actual miedo a la muerte o a contraer una enfermedad incurable a pesar de que vive con “gran entusiasmo y pasión”.


“Cada día que pasa, lo vivo con una tremenda felicidad. Desearía tener treinta años menos para poder seguir disfrutando de la vida. Siempre fui así, pero ahora que soy una mujer grande es más notorio y, para muchos, es admirable. Soy una mujer física y mentalmente saludable y eso ayuda. Todo lo que hago, lo hago con gran entusiasmo y pasión. Dudo de que haya en el mundo una mujer de mi generación que todavía esté tan vigente. La Loren muy cada tanto hace algo, Gina Lollobrigida está retirada… Daniel Tinayre siempre me decía ¨tu carrera es milagrosa¨, y tenía razón”, confió a la revista ¡Hola!.


En cuanto a si volvió a enamorarse después de su matrimonio con Daniel Tinayre, aseguró: “ No, y no me gusta hablar de eso, soy pudorosa.  No soy antigua ¿eh?, pero despertarme con otra cara en mi almohada es una cosa que no la concibo. Jamás se me hubiera ocurrido formar una pareja o tener otro señor a mi lado. Aunque tengo mis admiradores…”.


Sobre sus miedos, detalló: “Le tengo miedo a la muerte. Nunca le tuve miedo, pero ahora que estoy grande, sí. Pienso en la muerte, esa incógnita universal, qué es, qué pasa después… Y siendo tan católica, ¿no? Pero más que a la muerte, le tengo miedo a una enfermedad incurable, mía o de mis seres queridos”.


“También me angustio cuando alguien de mi familia no se siente bien o cuando Juana perdió a su bebé. Esas cosas me preocupan. Mi país también me angustia y, aunque suene a frase hecha, la pobreza, los hospitales que no funcionan, los chiquitos en la calle, esas cosas me dan tristeza. Yo soy presidente honoraria de la Fundación del Hospital Fernández y por día me llaman o se me acercantres personas como mínimo para pedirme ayuda. Yo llamo al director e inmediatamente me dan respuesta. ¡Y me hace mucho bien! Me gustaría que los argentinos nos quisiéramos un poco más, que nos respetáramos, pero no estoy hablando de este gobierno, ¿eh? Es más, si vuelvo a la televisión, no voy a hablar más de política”, completó.


Respecto asu imagen, afirmó: “Creo que soy una linda señora, me mantengo bien. Todavía me siento una mujer atractiva. Me encanta ser famosa y trabajo para ser exitosa y conocida. Me daría mucha tristeza dejar de serlo. No me molesta que me reconozcan, que me paren para sacarse una foto o me pidan un autógrafo. No tengo vida propia, pero son las reglas del juego”.


Por último, se refirió a la relación que mantiene con su hija Marcela Tinayre y su hija Juana Viale. “Marcela y Juanita tienen un carácter muy fuerte  y me cuestionan mucho. Eso no me gusta, porque yo también tengo mi carácter. Sé lo que quiero y ellas también. Dios ha sido muy generoso conmigo porque tengo una familia fantástica”, concluyó.

Temas