-

Los 10 principios para presentar el mejor CV

26 de abril de 2013

Cuáles son las claves para que los especialistas en recursos humanos se fijen en tu curriculum. la simpleza y claridad son virtudes muy valoradas. Pero también hay otras exigencias.

Entre todos los consejos y tips que existen sobre cómo hacer un buen Curriculum Vitae, hay algunos que son imprescindibles y que engloban al resto.

Entre los 10 conceptos claves que ayudarán a tener un CV profesional se deben tener en cuenta hasta los detalles más ínfimos, pero se destacan la simpleza y la sinceridad como elementos clave para que las oficinas de recursos humanos lo eligan por sobre el de otro candidato, según datos del portal zonajobs.com

1- Actualizar tu CV hasta el día de hoy: es uno de los puntos más importantes. Actualizar tu CV multiplica las posibilidades de conseguir trabajo. El CV tiene que estar completo al 100% para brindarle información útil y precisa al reclutador. Incluye tus experiencias laborales, estudios realizados, cursos y otros conocimientos. Si sabés idiomas, o haz realizado un curso especial, inclúyelo.

2- Armar tu CV en menos de dos hojas: el CV es un resumen laboral y no una biografía. Es importante ser sintético. Lo ideal es escribir todo en una sola hoja. A veces amerita que el CV sea de dos hojas, dependiendo los estudios realizados y experiencias laborales alcanzados. Si el CV es muy largo tiene más posibilidades de ser descartado. Tampoco ir al otro extremo y presentar un CV de dos líneas.

3- Escribir tu CV en orden cronológico inverso: tanto la experiencia laboral como los estudios realizados conviene escribirlos en orden cronológico inverso, de lo más reciente y actual a lo más antiguo. Así el reclutador podrá realizar una fácil lectura. Los datos más actuales son los más calientes, los que más importan. Por eso deben ir primero. Al completar tus estudios empieza por tu última formación. En el caso de la experiencia laboral, comenzar por tu último y más reciente trabajo. En ambos casos, incluir los años de inicio y finalización.

4- Escribir tus datos de contacto: los datos de contacto son una pieza clave en el CV. Si no se incluyen no sirve de nada el CV. Es la forma que tendrán los reclutadores de contactarse. Debe tener número de teléfono y en especial correo electrónico. Muchos reclutadores hacen un primer contacto a varios postulantes vía e-mail, como si estuvieran pescando con red. Después de ese contacto inicial, en el cual el postulante se ha interesado en la búsqueda, es común el contacto telefónico. Los datos tienen que estar bien escritos y actualizados. Y siendo más quisquilloso todavía, chequear tu configuración de correo no deseado. No vaya a pasar que pierdas oportunidades de trabajo por eso.

5) No cometer faltas de ortografía: las faltas de ortografía en un CV pueden ser un factor determinante para que no te llamen por más que seas el perfil ideal. Demuestran poco profesionalismo, baja dedicación al armado de CV. La aparición de faltas de ortografía es algo que disgusta mucho a los reclutadores y que les produce desconfianza.

6) Enviar un CV simple y claro: tu CV tiene que ser estéticamente simple, claro y conciso. Evitar los recuadros de colores, utilizar tipografías de fantasía, (y solamente utilizar una tipografía para todo el CV). Lo más importante es que sea lo más legible y directo posible. Evitar párrafos largos. El reclutador recibe cientos de CV por día. Por eso tienes que hacerle el favor para que lo pueda leer rápido y sin esfuerzo.

7) Acompañar tu CV con una carta de presentación:
la carta de presentación complementa al CV. Son como una pareja. Redactar una buena carta puede lograr diferenciarte del resto de los candidatos. Se debe utilizar la misma tipografía. En ella puedes agregar información que no puedes incluir en el CV. Es una buena manera de "venderse" y de mostrarse al reclutador. Aunque haya un pensamiento generalizado de que no es importante, las personas de Recursos Humanos lo valoran mucho. Demostrar dedicación, esmero y ganas de trabajar es un punto clave.

8 ) Compartir tu CV con otras personas: siempre conviene que el CV lo lean otras personas para que te den su punto de vista. Muchas veces pueden detectar errores o hacer sugerencias de las cuales no te habías percatado. También sirve para evaluar la interpretación que hacen de tu CV. De esta forma sabrás si estás comunicando correctamente lo que quieres decir.

9) Se totalmente sincero: no mientas. Se honesto. No trates de engañar a los reclutadores. Es muy fácil detectar mentiras haciendo pruebas, preguntas o simplemente investigando un poco. En el caso de quedar contratado tarde o temprano las mentiras saldrán a la luz y las consecuencias podrían ser lamentables. Nno vale la pena mentir. Conviene ser totalmente honesto y no tener la preocupación de ocultar o inventar información.

10) Revisar tu CV antes de enviarlo: relee el CV varias veces.  Revisa cada línea, cada palabra. Controla la ortografía. Chequear si no te has olvidado de incluir información y si no hay datos de más que no son relevantes. Revisarlo hasta quedar conforme. En todo tipo de actividad la revisión es el autor de mejores versiones. Más vale prevenir que curar.

El CV es lo que te representa, es el primer contacto, es la puerta de entrada.

Temas

En Vivo