Por deudas, Kodak deja el negocio de la fotografía

30 de abril de 2013

La empresa, un ícono del negocio de fotos, perdió mercado a manos de la fotografía digital. Se la quedará un fondo de pensiones británico, con el que mantenía una deuda.

La empresa pionera de la fotografía estadounidense Kodak llegó a un acuerdo con su principal acreedor, el fondo de pensiones británico KPP, al que cederá su negocio de la fotografía, a cambio de lo cual el fondo renuncia a derechos por 2.800 millones de dólares, informó Kodak en Rochester.

Este martes se presentará el primer plan ante un tribunal de insolvencia. Kodak ya se separó en los últimos meses de la producción de diapositivas, cámaras e impresoras para el uso privado. De esta forma, la empresa que marcó de forma decisiva el negocio de la fotografía, cortó con sus raíces.

El negocio de la fotografía supo ser una mina de oro e hizo de Kodak una de las empresas estadounidenses más grandes y conocidas.

Sin embargo, su hundimiento comenzó con la llegada de la fotografía digital. A principios de 2012, la empresa se declaró insolvente. Miles de empleos se perdieron en medio de las medidas de saneamiento. Además, se registraron fuertes pérdidas, informó DPA.

La gerencia de la empresa ya había puesto en venta en agosto la producción de película fotográfica, pero no se había desprendido de él. El jefe de la empresa, Antonio Pérez, dijo que de esta forma Kodak mata dos pájaros de un tiro.

Junto al negocio de la fotografía también cambian de mano las estaciones fotográficas para imprimir las imágenes así como los escáners.
Estos últimos iban a ser vendidos al especialista en impresión japonés Brother, pero Kodak aún dejó una puerta abierta por si llega una mejor oferta.

El acuerdo aún debe ser autorizado por un tribunal de insolvencia.

Temas