Magistratura: entró el primer amparo contra la nueva ley

27 de mayo de 2013

Lo presentó el presidente del Colegio Público de Abogados de la Capital Federal, Jorge Rizzo. Apunta a una cautelar que frene la aplicación de la norma.


Rizzo formuló la presentación a título personal y con el acompañamiento del Colegio Público, para evitar de esa manera las cuestiones procesales mediante las cuales suelen desestimarse las acciones por "falta de legitimación", sin analizar el fondo de los planteos.

La acción de amparo con pedido de medida cautelar fue ingresada por Mesa de Entradas del fuero en lo Contencioso Administrativo federal. 

Este lunes, el presidente de la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional, Luis María Cabral, anunció que esa entidad realizará una presentación similar, y distintos referentes de la oposición se expresaron en el mismo sentido en los últimos días.

Para Rizzo, la reforma "consolida la injerencia absoluta del sector político, eliminando definitivamente el equilibrio por carencia de representación de los estamentos que deben conformarlo, llevándolo al extremo de trocar la esencia misma del Consejo, para convertirlo en un órgano politizado y partidizado por definición, al servicio de mayorías circunstanciales y sujeto a los vaivenes que los cambios de conducción generen en las elecciones nacionales".

"Al exigir que la elección de los representantes de los jueces, los abogados y académicos se efectúe mediante el sufragio universal y simultáneamente con las primarias abiertas simultáneas y obligatorias obliga a sus postulantes a enrolarse o alinearse políticamente con algún partido afín y, desde ese lugar, formar parte de las decisiones cruciales que hacen a la integración del Poder Judicial", dice la presentación.

La acción está dirigida contra el Estado Nacional y,según el texto, los artículos que se impugnan comportan una inexcusable violación del orden jurídico constitucional, procurándose con esta acción la tutela jurisdiccional frente a la conducta ilegítima y arbitraria del Estado Nacional", sostiene Rizzo en el escrito.

El abogado advirtió que la reforma de la ley del Consejo de la Magistratura "cercena el equilibrio y forma de integración amenazando la supervivencia del órgano, alterando indefectiblemente su naturaleza, autonomía funcional e independencia".

Rizzo pidió el dictado de una medida cautelar para que sea suspendida una serie de artículos de la norma, "a fin de impedir los graves perjuicios que la aplicación inmediata provoca, tanto de manera personal como en los derechos y garantías de todos los abogados matriculados".

"Detrás de la mal llamada 'democratización de la justicia' se oculta una verdadera reforma del plexo constitucional", lo que "podría constituirse en un gravísimo precedente que vulneraría de manera crucial la característica de rigidez de nuestra Carta Magna vigente en ella más allá de todas sus reformas, desde 1853".