Golpeó a su amante en el hígado y murió: tres años de prisión condicional

06 de septiembre de 2017

El hecho ocurró en Mar del Plata en 2014. Las pruebas no fueron suficientes para acreditar el dolo de homicidio en el autor del hecho.

Casi tres años después de que una mujer muriera en el Hospital Interzonal General de Agudos (Higa), en Mar del Plata, por una hemorragia a raíz de un desgarro en el hígado, la Justicia condenó al hombre que la había golpeado a tres años de prisión de ejecución condicional.

La dificultad de la investigación tuvo dos puntos centrales: descubrir si el golpe que provocó la herida fue accidental o doloso y establecer en qué momento del día lo sufrió la víctima. Esa noche Gloria Noralía Tornali se había reunido con su ex novio para cortar la relación y una hora después se encontró con Diego Rivera (el imputado), estuvieron un par de horas juntos y regresó a su casa donde se descompuso.

Justicia

Más allá de algunos informes de parte, los peritos confirmaron que la herida fue producto de un golpe en el abdomen y no de una caída accidental. Una batería de análisis solicitados por la fiscalía confirmó que recibió el impacto en el segmento horario en que estuvo acompañada por Rivera.

Si bien la fiscalía analizó las distintas hipótesis que se generaron, consideró que la muerte de Tornari –que se desempeñaba como policía- fue a consecuencia de un golpe intencional propinado por Rivera.

Según explicó el fiscal Rodolfo Moure, a 0223, “Si Rivera hubiera querido matarla, no le hubiera permitido que se vaya del lugar donde estaban juntos, pero pudimos probar que aunque no haya tenido la intención fue la única persona que pudo darle ese mal golpe”, aseguró.

Temas