Destituyeron a una jueza que presionaba a embazaradas y direccionaba adopciones

21 de septiembre de 2017

Se trata de la magistrada Alejandra Claudia Velázquez, que tuvo a su cargo el Juzgado de Familia 1 de Pilar.

El Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados bonaerense destituyó este jueves a una jueza de familia de Pilar acusada de haber recibido dádivas por direccionar adopciones de menores a parejas con dinero, además de otras irregularidades.

Se trata de la magistrada Alejandra Claudia Velázquez, actualmente suspendida, pero que tuvo a su cargo el Juzgado de Familia 1 de Pilar.

La destitución de Velázquez fue decretada por unanimidad del Jurado, que consideró que quedaron acreditadas varias de las acusaciones en su contra, aunque no se pudo probar el cohecho, situación que ahora deberá determinar la fiscalía de San Isidro que sigue el caso.

Todo comenzó hace dos años con una denuncia presentada por la entonces Procuradora General bonaerense, María del Carmen Falbo, y el Colegio de Abogados de San Isidro, departamento del que depende el juzgado de Pilar.

embarazo.jpg
La jueza presionaba a embarazadas para entregar a los bebés
La jueza presionaba a embarazadas para entregar a los bebés

Velázquez fue acusada de "firmar" expedientes mientras estaba de viaje, faltar al cuidado de los menores que estaban bajo su guarda y de cometer "graves irregularidades" en los trámites de adopción, bajo la sospecha de recibir dádivas a cambio de beneficiar a parejas con otorgamientos de forma exprés.

La supuesta maniobra, según se detectó en la etapa de instrucción, consistía en "una alteración del sistema de preferencias por orden de tiempo y características en las fechas, y también modificaciones en el registro de orden de chicos en situación de ser adoptados".

La principal sospecha es que los beneficiarios eran parejas adineradas de la zona norte del conurbano bonaerense, quienes luego entregaban a la jueza dádivas y regalos por haber "facilitado" el trámite de adopción, que legalmente en muchos casos demora años.

e.Antes de ser suspendida Velázquez presentó su renuncia al cargo, pero como primero surgió la cesación el Poder Ejecutivo quedó inhabilitado para otorgarle la dimisión, situación que obligó a la magistrada a afrontar el juicio que comenzó la semana pasada y que definió hoy su apartamiento.

Temas