-

La lucha de Gonzalo, el nene transgénero que logró el tratamiento hormonal

30 de septiembre de 2017

Tras la viralización de la carta del papá del nene, el Hospital de Niños de La Plata accedió por primera vez a practicar un tratamiento de este tipo por cuestiones de identidad sexual.

El Hospital de Niños de La Plata Sor María Ludovica brindará por primera vez en sus 127 años de historia un tratamiento inhibidor de hormonas a un adolescente transgénero de 13 años. La decisión llegó tras el reclamo de la familia de Gonzalo, que necesita adecuar su cuerpo a su identidad autopercibida tal como prevé la ley nacional de Identidad de Género.

nenes-trans-niños-transgenero.jpg

El director Ejecutivo del hospital, José Pujol, reveló que "es la primera vez que se hará y por ello consultaremos al Hospital General de Niños Pedro de Elizalde (de la ciudad de Buenos Aires), que tiene más experiencia".

"Está viviendo su identidad más o menos desde hace 7 meses con nosotros, aunque en las redes y con sus amigos salió del closet antes, como él dice"

El lunes próximo las autoridades de la institución pediátrica, se reunirán con los padres de Gonzalo, el nombre que responde a su identidad autopercibida, para brindarles detalles de cómo se le proporcionará el tratamiento, que inicialmente se habían negado a realizar.

"Está viviendo su identidad más o menos desde hace 7 meses con nosotros, aunque en las redes y con sus amigos salió del closet antes, como él dice", explicó su papá, Mauro.

"La jefa del servicio de endocrinología nos dijo que no quería atenderlo porque no estaba de acuerdo con el motivo por el cual Gonzalo decide inhibir sus hormonas"

A partir de ahí, la familia habló con la escuela y el conservatorio de música al que asiste. “Iniciamos el trámite del DNI para que se lo llame con su nombre autopercibido, pero hace dos meses él nos planteó que algunas cosas de su cuerpo le empezaron a molestar, y empezamos a ver opciones para ayudarlo", reveló.

"Nos dijeron que el estándar es hacer un tratamiento con bloqueadores hormonales, que se suministra todos los meses y vuelve al cuerpo a un estado prepuberal. Se usa, por ejemplo, para detener el desarrollo hormonal precoz en niños", agregó.

"Conseguimos a una endocrinóloga en el hospital de Niños, estaba todo bien, nos dijo que ella hace ese mismo tratamiento, que conoce los efectos. Hicimos los estudios previos y la obra social IOMA autorizó el tratamiento y proveyó la droga", describió. Sin embargo, se presentó un problema.

"La jefa del servicio de endocrinología nos dijo que no quería atenderlo porque no estaba de acuerdo con el motivo por el cual Gonzalo decide inhibir sus hormonas. Como no presenta una patología, no quería hacer el tratamiento", aseguró el papá.

La familia de Gonzalo se presentó entonces en el área de Género del Ministerio de Salud bonaerense: "Nos dijeron que teníamos razón y que van a armar un equipo especial para tratamiento de niños transgénero, pero para eso puede pasar mucho tiempo". Entonces los padres decidieron acudir a la Defensoría del Pueblo y hacer público su derrotero.

"El lunes tenemos una reunión con la dirección del Hospital de Niños de La Plata, confiamos que haya una respuesta institucional no sólo para Gonzalo sino para cada chico transgénero que lo necesite", puntualizó el papá.

Temas