-

Cayó "La banda del manco de la F-100 blanca": el líder olvidó camuflarse en un asalto

13 de octubre de 2017

Un peón rural comandó un asalto a una farmacia del pueblo necochense La Dulce pero no pudo llegar muy lejos, ya que si bien se puso una capucha para camuflarse, al huir todos lo reconocieron porque es manco. Trabajaba en un campo de la zona y fue a robar en una camioneta de sus patrones.

"La banda del manco de la F-100 blanca" terminó atrapada después de una persecución por la ruta 86, en el partido de Necochea. El grupo estaba conformado por el peón que vive en La Dulce y otros hombres residentes en Quequén, a quienes les secuestraron el dinero y otros elementos robados en el particular atraco.

Fuentes policiales informaron que todo empezó en la calle 33 al 200 de esa localidad del sur bonaerense, cuando los ladrones, armados y encapuchados, sorprendieron al matrimonio dueño de la farmacia cuando estaban abriendo el comercio.

Embed

Enseguida maniataron a ambos y les robaron 43 mil pesos, 14 mil dólares, joyas, celulares, ropa y otros elementos de la farmacia y de la vivienda que está emplazada detrás del negocio. Tras ello, fugaron en una camioneta Ford F-100 blanca.

Uno de los delincuentes no tomó ninguna precaución (salvo usar la capucha) y fue fácilmente identificado por las víctimas y por otras personas cuando escapaba: es manco, empleado rural de un campo de la zona y la camioneta en la que huía con sus compinches pertenece al establecimiento donde trabajaba.

Después de una carrera de varios kilómetros, y poco antes de llegar a Necochea, los malhechores fueron interceptados