-

-

Confesión de un femicida: "La maté porque en su WhatsApp tenía de perfil la foto del amante"

25 de octubre de 2017

El hombre que en septiembre mató a su mujer y luego simuló un suicidio en Santiago del Estero confesó llorando ante la fiscal que "la maté porque tenía fotos del amante en su WhatsApp".

Eduardo Ojeda, quien en septiembre mató a su mujer Rocío Corvalán, detalló "el 12 de septiembre llegué a casa. Mi mujer dormía en la pieza. Entré y la asfixié. Después, llevé el cuerpo al baño".

Este lunes, llorando, Eduardo Ojeda confesó a la fiscal Aída Farrán Serlé haber asesinado su pareja en El Mojón, en del departamento Pellegrini, en el noroeste de la provincia de Santiago del Estero.

"Ella me engañaba. Hace años que venía con eso. Le perdoné, pero seguía así", señaló.

patrullero santiago del estero.jpg
Dijo que se había suicidado pero confesó que la mató
Dijo que se había suicidado pero confesó que la mató

"Hasta llegó a poner la foto del amante en su de perfil del whatsApp. Se me reía en la cara", agregó.

Al recordar cómo fue el final, Ojeda contó: "Días antes, ella me arañó en la cara porque le conté a su hermana lo que ella andaba haciendo".

"Esa noche, volví a casa. Ella esta durmiendo en otra pieza. Yo andaba con ganas de ahorcarme, pero no podía. Cuando la vi, me acerqué y la asfixié con las manos", agregó.

"Después, para que mis hijos no la vieran, la llevé al baño y le puse una soga en el cuello para que parezca un suicidio", ahondó.

Posteriormente, ya en la madrugada, "salí al patio y pedí ayuda a mis vecinos. Les dije que ella se había matado; lo mismo que le conté a la policía cuando vino a mi casa. La hallaron en el piso del baño tirada y no me creyeron que se había suicidado", enfatizó.

Sobrevino una investigación y las sospechas rápidamente se situaron en Ojeda, ante el arañazo en la mejilla y la ausencia de un nudo de la soga en el extremo opuesto.

Al día siguiente, recuerda el diario El Liberal de Santiago del Estero, Ojeda quedó preso acusado de "femicidio".

Temas