La española que prendió fuego al violador de su hija salió de la cárcel

23 de noviembre de 2017

La mujer fue puesta tras las rejas luego de rociar con gasolina y prender fuego al hombre que violó a su hija, luego de que este la provocará en la parada de un colectivo.

El caso que conmovió a España volvió a ser noticia luego de que le dieran la libertad a María del Carmen García, una mujer que fue condenada a prisión por haber rociado con gasolina y prender fuego al violador de su hija.

Todo comenzó en octubre de 1998, cuando un hombre llamado Antonio Cosme violó a punta de navaja a su hija de 13 años. Si bien fue condenado, siete años más tarde, en 2005, salió de prisión y se encontró a María, conocida como “madre coraje”, en una parada de colectivo. "¿Qué tal, señora? ¿Cómo está su hija?", le dijo en un tono provocador.

María del Carmen no perdió de vista al violador y vio como entraba a un bar. Lejos de quedarse con los brazos cruzados, la mujer se acercó a una estación de servicio, llenó un bidón con nafta y bañó en combustible al victimario para luego prenderlo fuego.

madre coraje 2.png

Finalmente, Antonio Cosme, conocido como "El Pincelito", murió dos días después como producto de las heridas. A raíz de los hechos, la mujer fue condenada a nueve años y medio de prisión por la Audiencia de Alicante, pero el Tribunal Supremo corrigió la condena a cinco años y medio.

"Ojalá yo nunca lo hubiese hecho y él no hubiera violado antes de mi hija", dijo arrepentida al diario regional Las Provincias.

Ahora, tras un recurso presentado por su abogado, un juez de Vigilancia Penitenciaria le otorgó permiso a María del Carmen, conocida como “madre coraje”, para que pueda desarrollar una vida fuera de prisión, con la única condición de que vuelva por las noches. Su condena finaliza en agosto de 2018.

Temas