Ordenaron obispo auxiliar de la Ciudad a un cura villero y hubo fiesta en Plaza de Mayo

16 de diciembre de 2017

El monseñor Gustavo Carrara fue consagrado por el cardenal Mario Poli como nuevo obispo auxiliar de la Ciudad de Buenos Aires. En la puerta de la Catedral Metropolitana lo acompañaron un centenar de fieles de la Villa 1-11-14.

Rodeado por más de un centenar de fieles que llegaron desde la Villa 1-11-14 a la Catedral Metropolitana y festejaron en la Plaza de Mayo, monseñor Gustavo Carrara, párroco de la iglesia Santa María Madre del Pueblo del Bajo Flores, fue consagrado este sábado como nuevo obispo auxiliar de la Ciudad de Buenos Aires.

"Es un momento de mucha alegría y emoción, la gente acompañó con su cariño, su oración y su presencia", dijo Carrara cuando salía de la ceremonia en la que fue consagrado por el cardenal Mario Poli.

El silencio habitual de los sábados en la Plaza de Mayo fue interrumpido desde las 10 de la mañana, cuando la columna de fieles llegó por Diagonal Norte y desplegó una bandera tan ancha como el frente de la Catedral, que decía: "El Papa está con los villeros".

"Vivimos juntos en un mismo barrio, caminamos juntos y luchamos para vivir mejor, es una alegría compartida", expresó Carrara mientras recibía abrazos y posaba para las fotos que todos querían tener con él, como le sucede a las celebridades.

Los fieles del Bajo Flores también llevaron una marioneta gigante del Papa que hacían bailar al ritmo de los bombos, mientras algunos turistas sacaban fotos de un espectáculo difícil de entender por lo inusual.

Temas