Las enfermedades más comunes en verano: cómo prevenirlas

24 de diciembre de 2017

En verano es muy común que tanto los niños como los adultos sufran las consecuencias de algún virus y puedan enfermarse. Las principales recomendaciones ante estas amenazas.

Las enfermedades virales pueden presentarse durante cualquier época del año, aunque algunas de ellas tienen una distribución estacional dominante pero no exclusiva, como es el caso de las diarreas en el verano o las infecciones respiratorias en el invierno.

Por eso, en verano es muy común que tanto los niños como los adultos sufran las consecuencias de algún virus y puedan enfermarse.

Las consultas más frecuentes en esta estación, relacionadas con la vía respiratoria, son las infecciones respiratorias altas, es decir los resfríos, la faringitis y enfermedades tipo influenza ("gripe").

virus respiratorio
<p>Los virus respiratorios como adenovirus, rinovirus y parainfluenza son muy contagiosos.</p><p></p>

Los virus respiratorios como adenovirus, rinovirus y parainfluenza son muy contagiosos.

El infectólogo Juan Carlos Chuluyan, integrante del staff de la Clínica San Camilo, explicó que "este tipo de afección, se ve favorecida por los constantes cambios de temperaturas (lluvia, calor, humedad) y el uso excesivo de aire acondicionado, situación que se da mayormente en las personas que trabajan en oficinas y que permanecen en el interior de sus casas ante las altas temperaturas".

"Los virus respiratorios como adenovirus, rinovirus y parainfluenza que circulan durante todo el año, son muy contagiosos y se transmiten por contacto directo con secreciones, partículas suspendidas en el aire (tos y estornudos) y objetos contaminados como los juguetes", detalló Chuluyan.

Además, el infectólogo señaló que "las gastroenteritis virales, habituales en verano, también son muy contagiosas y comúnmente afectan al grupo familiar" y advirtió que "son más graves en edades extremas de la vida por el riesgo de deshidratación, favorecidas por las altas temperaturas y la pérdida de agua corporal a causa de la diarrea y vómitos".

gastroenteritis virales
Las gastroenteritis virales son muy habituales en verano y muy contagiosas.
Las gastroenteritis virales son muy habituales en verano y muy contagiosas.

"Dentro de los virus que causan diarrea, el rotavirus es la principal causa que afecta a los niños. La transmisión es fecal/oral, muy contagiosa y resistente, pudiendo sobrevivir en las superficies contaminadas por varios días", enfatizó el especialista. .

El médico afirmó que otro punto a tener en cuenta, dentro de las enfermedades virales del verano, "es el riesgo del Dengue y la fiebre chikungunya".

"Ambas son enfermedades virales transmitidas al ser humano por mosquitos. Es importante recordar que la conjunción de lluvias, charcos y acumulación de agua en recipientes favorecen la proliferación de mosquitos. Por lo tanto, la prevención y el control se basan en la reducción peri domiciliaria de depósitos de agua que puedan servir de criadero de los mosquitos", comentó.

chikungunya
En verano hay riesgo de contraer Dengue y la fiebre chikungunya.
En verano hay riesgo de contraer Dengue y la fiebre chikungunya.

Por tal motivo, Chuluyan expresó las principales recomendaciones ante estas amenazas para la salud:

"Conocer que como en toda enfermedad viral, los antibióticos no tienen indicación y por tanto hay que consultar al médico. Nunca auto medicarse, el tratamiento médico está dirigido a aliviar los síntomas. Lavarse las manos frecuentemente y usar alcohol en gel (especialmente después de ir al baño, después de cambiar los pañales y antes de manipular los alimentos)", detalló.

Asimismo, el experto destacó que "es importante ventilar habitaciones, lugares de trabajo, guarderías, e hidratarse adecuadamente todo el tiempo".

"En el caso de las diarreas; es importante la hidratación con agua segura, no bañarse en aguas contaminadas, consumir alimentos frescos y conservarlos en forma adecuada. Las diarreas por rotavirus, pueden prevenirse mediante dos vacunas orales seguras y eficaces que pueden ser administradas a partir de la 6º semana de vida", concluyó.

Temas