Un ex sacerdote perdió todo tras casarse con un joven modelo

29 de diciembre de 2017

Philip Clements dejó los hábitos a los 79 años para contraer enlace con Florin Marin, de 24. Vendió su casa para comprarle un departamento, pero lo abandonó. El ex vicario ahora tiene que vivir con un amigo.

El modelo rumano Florin Marin, de 24 años, se divorció del vicario británico Philip Clements, de 79, a los pocos días de que este le comprara una casa en Bucarest. El joven no sólo lo dejó en la calle y sin plata, sino que además ya encontró un nuevo amor llamado Jesús, un empresario español.

Marin se casó con el ex sacerdote en abril luego de conocerlo en un sitio web de citas, pero se separó días después de que el hombre le comprara un departamento de 100 mil euros (119 mil dólares) en la capital rumana, el cual puso a su nombre. "Cuando las cosas iban bien, quería que él tuviera seguridad cuando yo muera. El próximo año cumplo 80... No sabía que íbamos a terminar tan pronto", señaló Philip.

sacer 4.jpg

Clements, que debió vender su antigua propiedad, ubicada en la localidad inglesa de Sandwich, por 214 mil libras (289 mil dólares) para poder comprarle el departamento a su joven esposo, debió regresar a su país natal sin casa y sin dinero, donde ahora vive junto a un amigo.

sacer 3.jpg

Por su parte, Marin no tardó mucho en encontrar un nuevo amor y se puso en pareja con Jerónimo Jesús de Vega, de 48 años, un empresario español que conoció a través de Facebook. "Me escribió después de ver la noticia de que me había separado de Philip y me dijo que me quería conocer", dijo el modelo, quien antes de conocer a Clements ganaba seis dólares la hora trabajando de cocinero en un bar.

sacer 2.jpg

"Me arrepiento de haber vendido mi casa para comprar el departamento. (Marin) me dejó muy triste y solo, ahora tengo que vivir con un amigo para no estar en la calle", concluyó el ex sacerdote.

Temas