-

No hay escándalo que lo pare: Boca, el único grande que ganó en su debut oficial en el año

29 de enero de 2018

La Superliga volvió con todo. Y el regreso de la acción parece haber dejado más de lo mismo en un fútbol argentino que parece no encontrar rival para Boca, que pese a un verano ajetreado continúa con un andar arrollador.

UN VERANO "MOVIDITO"

El receso estival encontró al Xeneize otra vez envuelto en escándalo, esta vez fueron los jugadores colombianos de su plantel, Edwin Cardona y Wilmar Barrios (Frank Fabra en segundo orden), que fueron acusados de maltratar y agredir a dos mujeres durante una fiesta privada en Puerto Madero.

Sumado a esto, los amistosos que disputó el equipo de Guillermo Barros Schelotto no habían sido precisamente muy alentadores: 2-3 con Godoy Cruz, 2-2 con Aldosivi (perdió por penales) y 0-1 en el Superclásico ante River.

Boca vs. River
Tevez se la lleva en su primer Superclásico desde su regreso de China<br>
Tevez se la lleva en su primer Superclásico desde su regreso de China

Pero pese a esto, con el regreso de Carlos Tevez como bandera y gracias a una solidez cada vez más aceitada, el Xeneize pisó fuerte como local en su regreso a la actividad oficial y se sacó de encima sin mayores complicaciones al siempre difícil Colón de Eduardo Domínguez para escaparse en la punta y sacarle 6 puntos a San Lorenzo, su más inmediato perseguidores.

LA CONTRACARA

Y el enorme momento que vive Boca tiene su contrapartida en su clásico rival, River, que pese a que comenzó el año envalentonado por las rutilantes llegadas de Lucas Pratto y Franco Armani, mostró una pálida imagen en su debut en 2018 y cayó sin atenuantes frente a Huracán en Parque Patricios.

Con esta nueva derrota, la 6º en los últimos 7 partidos de la Superliga, los de Marcelo Gallardo quedaron ¡a 18 puntos! de Boca y, pese a que aún falta la mitad del torneo, desvanecieron por completo sus chances de pelearlo.

EL RESTO

San Lorenzo, en tanto, tenía en sus manos el viernes la gran chance de ganar en Córdoba para ponerle presión a Boca, pero nada de eso sucedió. Completamente desdibujado, el equipo de Claudio Biaggio (que apenas sumó a Valentín Viola como refuerzo y perdió a Ezequiel Cerutti), perdió en el Mario Alberto Kempes y desperdició su oportunidad.

Otra de las decepciones fue la del "nuevo" Racing, que amparado en grandes refuerzos y la vuelta de Ricardo Centurión viajaba a Santa Fe para comenzar a trepar en la tabla. ¿El resultado? Unión fue paciente y le dio vuelta el partido para quedarse con tres puntos que lo dejan en la tercera posición de la tabla.

Finalmente, Independiente, que fue el primero en volver a la actividad oficial (jugó el miércoles el postergado de la 11º fecha ante Rosario Central), tampoco pudo sumar de a tres. Fue apenas un empate frente al Canalla en el que mereció mucho más pero pagó caro su falta de eficacia.

Así las cosas, con 14 jornadas aún por jugar, la Superliga parece mantener su monotonía. Boca, casi al trote, sigue mirando a todos desde arriba mientras los otros grandes se pelean por ver quién desilusiona más pese a las expectativas.

¿Alguno levantará cabeza o la definición será "pan comido" para el Xeneize?

Temas