La muerte de Débora Pérez Volpin: ¿puede ir presa la anestesista en caso de que se compruebe mala praxis?

07 de febrero de 2018

La periodista y diputada porteña murió durante una endoscopía. La anestesista que la atendió se presentó a la Justicia en carácter de "autoimputada".

La causa que investiga la muerte de la periodista y diputada porteña Débora Pérez Volpi fue caratulada como “homicidio culposo” y la anestesista que participaba de la endoscopía se presentó a la Justicia en carácter de “autoimputada”.

En declaraciones al diario Clarín, Gonzalo Vázquez, secretario del Juzgado Criminal y Correccional N° 57, aclaró que la denominación de la causa no es algo relevante en la investigación.

Débora Pérez Volpin
Débora Pérez Volpin
Débora Pérez Volpin

"Podría ponerse también 'muerte por causa dudosa'. Es indistinto, no es muy importante porque es una calificación provisoria que se hace para empezar la investigación, pero de ninguna manera define cómo se investiga una causa. No condiciona para nada la investigación, ni la imputación final", explicó.

La anestesista podría ser acusada de “homicidio culposo”, un delito que es excarcelable ya que la pena varía entre los 6 meses a los 5 años de prisión.

En los casos de mala praxis, la Justicia considera que se trató de imprudencia o negligencia por parte del profesional médico y, en esas situaciones, no van a prisión. Lo mismo ocurre en los accidente de tránsito, por ejemplo.

Sin embargo, la pena podría agravarse si el juez considera que el acusado entorpece la investigación o destruye pruebas relevantes para la investigación, como sería alterar la historia clínica. Sólo ahí el magistrado podría considerar una pena mayor y el profesional podría terminar preso.

Temas