Estaba desaparecida desde hace 10 días y la hallaron muerta en un depósito de agua

21 de febrero de 2018

la joven fue vista por última vez en la localidad cordobesa de James Craik, el sábado 10 de febrero. Un hombre reconoció que la mató y la ocultó en un aljibe.

La búsqueda de Celeste Caballero (14), una adolescente de la ciudad cordobesa de Oliva, desaparecida hace diez días, tuvo el peor final: fue hallada muerta este miércoles a la madrugada en Laguna Larga.

Embed

La joven fue vista por última vez en la localidad cordobesa de James Craik, el 10 de febrero a las 9 de la mañana. Según los testimonios de la familia de la chica, al momento de la desaparición se encontraba junto a quien sería su novio.

Las fuentes indicaron que la adolescente fue encontrada en el acceso a la autopista, en un aljibe del viejo crematorio de esta ciudad, situada a 56 kilómetros de la capital cordobesa. El cuerpo presentaba un avanzado estado de descomposición y fue trasladado a Córdoba capital para la correspondiente autopsia.

Según publicó el diario La Voz, un hombre al que se le tomaba declaración en Villa María por la desaparición de Caballero empezó a tener un discurso confuso y terminó declarando que él la mató, aparentemente de un balazo dentro de su vehículo. Además, indicó el lugar donde la había ocultado.

El Ministerio Público Fiscal confirmó que el sujeto fue identificado como Carlos Miguel Heredia, de 36 años, es de Laguna Larga y al parecer tenía una relación con la joven. Su vehículo fue secuestrado y será sometido a pericias.

Marcha por Celeste
Familiares de Celeste habían marchado pidiendo su aparición con vida.
Familiares de Celeste habían marchado pidiendo su aparición con vida.

Celeste era buscada desde el 10 de febrero. Ayer, unas 100 personas marcharon por las calles de Oliva para pedir por su aparición con vida. Estaba prevista otra marcha para este miércoles a la tarde.

El padre de la joven había dicho que lo último que supo de su hija fue que la habían visto en una estación de servicio en James Craik, un pueblo distante a unos 14 kilómetros de Oliva.

El caso está en manos del fiscal de Villa María, René Bosio.

Temas