Declaró el endocopista que atendió a Débora Pérez Volpin

06 de junio de 2018

Mañana será el turno de la anestesista que participó del procedimiento. Los abogados de la familia de la periodista y legisladora creen que son responsables de un homicidio culposo por el que podrían ser condenados a 5 años de prisión y 10 de inhabilitación para ejercer la medicina.

El médico gastroenterólogo Diego Ariel Bialolenkier, quien le practicó la endocospía a Débora Pérez Volpinel día que murió en el Sanatario La Trinidad de Palermo, declaró este miércoles en el Juzgado Criminal y Correccional N°57.

Bialolenkier, de 36 años, llegó a las 8.30 al juzgado acompañado por su abogado, Roberto Churba, según consignó Clarín, y se retiraron recién a las 12 sin formular declaraciones a la prensa.

Débora Pérez Volpin

Inicialmente la indagatoria estaba prevista para el viernes pasado y se postergó hasta este miércoles a pedido de la defensa. Mañana será el turno de Nélida Inés Puente, la anestesista que intervino en el procedimiento, de presentarse ante la justicia.

Los abogados de la familia de la periodista y legisladora porteña apuntan a la responsabilidad de ambos profesionales. Para los letrados, Bialolenkier y Puente son responsables del "homicidio culposo" de Pérez Volpin por negligencia e impericia a la hora de atenderla. Creen que no actuaron de la manera en que deberían haberlo hecho para evitar su muerte.

En caso de ser hallados culpables a los dos profesionales podrían caberles penas de hasta 5 años de prisión y hasta 10 de inhabilitación para ejercer la medicina.

De acuerdo con la autopsia Pérez Volpin murió por "una perforación instrumental en su esófago" producida por el endoscopio. Aunque sucede con poca frecuencia, la perforación es uno de los riesgos probables para quienes se realizan este estudio.

Temas