-

Lo asaltaron dos veces en menos de una semana y se cansó: cierra el local

07 de junio de 2018

Gustavo, dueño de un local de venta de celulares, fue asaltado dos veces entre el viernes y el martes, y bajó la persiana.

En el primero de los episodios dos ladrones se hicieron pasar por clientes y en un momento uno de ellos sacó un arma y se llevaron plata y accesorios para celular.

Tras dos robos seguidos cierra su negocio

El hecho quedó grabado pero no sirvió de nada porque a los pocos días sufrió un nuevo asalto. Durante la madrugada del martes un delincuente rompió la persiana y entró al local, ubicado en Perón al 3700, en Rosario.

Ese segundo robo también quedó grabado.

Cansado de los robos, Gustavo, dueño del local, decidió cerrar el comercio. El empleado que tenía a la tarde renunció y se volvió a su pueblo: "Es imposible vivir acá", argumentó.

Temas