-

-

-

¿Qué le pasa a Lionel Messi? Los astros pueden tener una respuesta

23 de junio de 2018

Una astróloga explica la actuación del capitán de la Selección argentina ante Croacia y el por qué de su mal trance.

Muchos se preguntan qué le pasa a Lionel Messi que no termina de desplegar su potencial en la Selección argentina. Con un penal errado ante Islandia y un paso muy débil durante la derrota por goleada ante Croacia, tal vez los astros puedan dar una explicación al problema de La Pulga.

Embed

¿Qué le pasa a Messi? Es la pregunta de muchos ahora. Tengo algunas respuestas astrológicas para dar. - Messi tiene el #sol en #cancer♋ , #ascendente en #geminis y #luna en Géminis también. En su #cartanatal predominan los elementos #agua y #aire. O sea, tiene una estructura que es muy emocional y muy mental a la vez. Además, no tiene #tierra y tiene poco #fuego. En lenguaje cotidiano sería algo así como que le resulta fácil quedar preso de lo que siente y lo que piensa. Se hace unos nudos importantes. Ahí lo vimos: frotándose la cara, caminando por la cancha y sin participación activa durante el partido. Por su estructura acuosa-aérea, es muy sensible a las opiniones de los demás y la presión que se hace sobre él. Entonces se cierra. Se aísla. - En estos momentos, Messi está teniendo un tránsito que también estamos viviendo los que nacimos en 1986, 1987 y 1988. #saturno hace conjunción a #Neptuno. Básicamente, es el fin de las ilusiones. Parece que Saturno le está diciendo “no te la creas tanto”. Y pienso en esta crítica generalizada de que es millonario, pero que eso no alcanza para que juegue bien, le ponga garra o se apasione. Lo que está teniendo es una crisis existencial. Ante eso no importa el dinero, la fama, los viajes o que el mundo te considere un héroe. Es algo muchísimo más profundo y complejo. - Cáncer es un #signo regido por la Luna. O sea, de naturaleza femenina y emocional. Siempre que me encuentro con un hombre que tiene esta #energia, pienso en lo difícil que le debe resultar expresar todo lo que le sucede internamente sin ser estigmatizado por los juicios sociales. Messi es un jugador de fútbol, una actividad estructuralmente masculina. Pero ¿qué pasa cuando ese hombre tiene un lado femenino tan potente y no puede integrarlo ni darle curso? Y... le pasan estas cosas. Su rendimiento es irregular, se apabulla y se bajonea. Aunque tenga todo el dinero del mundo. Un humano después de todo.

Una publicación compartida de Lu Gaitán (@lu.gaitan) el

Según explica la astróloga Lu Gaitán, el capitán de la Selección Messi tiene el Sol en Cáncer, con ascendente y Luna en Géminis. De este modo, en su carta astral “predominan los elementos agua y aire. O sea, tiene una estructura que es muy emocional y muy mental a la vez”.

"Es muy sensible a las opiniones de los demás y la presión que se hace sobre él. Entonces se cierra"

Por otro lado, ofrece una explicación sobre su actuación durante el 3 a 0 del jueves porque no tiene ni tierra ni fuego, lo que “en lenguaje cotidiano sería algo así como que le resulta fácil quedar preso de lo que siente y lo que piensa. Se hace unos nudos importantes. Ahí lo vimos: frotándose la cara, caminando por la cancha y sin participación activa durante el partido. Por su estructura acuosa-aérea, es muy sensible a las opiniones de los demás y la presión que se hace sobre él. Entonces se cierra”.

“En estos momentos, Messi está teniendo un tránsito que también estamos viviendo los que nacimos en 1986, 1987 y 1988. Saturno hace conjunción a Neptuno. Básicamente, es el fin de las ilusiones. Parece que Saturno le está diciendo ‘no te la creas tanto’”, agrega.

En criollo, explica que Lio “lo que está teniendo es una crisis existencial. Ante eso no importa el dinero, la fama, los viajes o que el mundo te considere un héroe. Es algo muchísimo más profundo y complejo”.

“Cáncer es un signo regido por la Luna. O sea, de naturaleza femenina y emocional. Siempre que me encuentro con un hombre que tiene esta energía, pienso en lo difícil que le debe resultar expresar todo lo que le sucede internamente sin ser estigmatizado por los juicios sociales”, acota la experta.

“Messi es un jugador de fútbol, una actividad estructuralmente masculina”, recuerda y apunta: “¿Qué pasa cuando ese hombre tiene un lado femenino tan potente y no puede integrarlo ni darle curso? Y... le pasan estas cosas. Su rendimiento es irregular, se apabulla y se bajonea. Aunque tenga todo el dinero del mundo. Un humano después de todo”.

Temas