Sandra y Rubén: quiénes son los héroes que murieron en la explosión de Moreno

02 de agosto de 2018

Sandra era la vicedirectora y Rubén el portero de la escuela. Ambos estaban desde temprano preparando el desayuno para recibir a los alumnos cuando una garrafa explotó.

Sandra Calamano tenía 48 años y si bien era vicedirectora de la Escuela N°49 Nicolás Avellaneda, ejercía desde hace tiempo el rol de directora en el establecimiento educativo.

El miércoles a la tarde, Sandra se había quedado hasta las 18 en la institución esperando a que llegue una cuadrilla para arreglar el problema de gas que tenían desde hacía, al menos, un año. Nunca llegaron.

Vicedirectora fallecida Moreno.jpg

Este jueves, como todos los días junto a Rubén, el portero del establecimiento, estaba preparando el desayuno para los alumnos cuando la institución explotó.

Según contaron los vecinos y padres que llevaban a sus hijos a la escuela tanto Sandra como Rubén Rodríguez, de 45 años, eran muy queridos por los chicos. Rubén estaba en la escuela desde hacía más de 30 años. Sandra y Rubén abrían la escuela hasta los sábados para que los chicos tengan el desayuno seis veces a la semana y hagan actividades extra curriculares.

Portero fallecido Moreno.jpg

Los padres de los alumnos denunciaron que las fugas se venían registrando desde hacía más de un año y muchas veces tuvieron que suspender las clases por el fuerte olor a gas.

Vecinos de la escuela y padres de los alumnos coinciden en que Sandra amaba dar clases, amaba la escuela y amaba a los chicos."Vivía para ellos”, dijo una vecina a los medios que se acercaron a la escuela.

Temas