Marcharon en Moreno para pedir justicia por los dos muertos de la explosión en la escuela
El incidente con la garrafa en la cocina de la escuela Nº 49 de Moreno le costó la vida a la vicedirectora y al auxiliar de la institución.

Este viernes por la tarde se realizó en Moreno una marcha para pedir justicia por Sandra Calamano y Rubén Rodríguez, la vicedirectora y el portero de la escuela Nº 49 Nicolás Avellaneda que murieron hace una semana por la explosión de una garrafa.

Calamano y Rodríguez murieron al explotar la garrafa de la cocina de la escuela mientras preparaban el desayuno para los cientos de chicos que acuden a la escuela. Había varias denuncias al ente regulador por fugas, y todas fueron ignoradas.

Docentes y auxiliares denunciaron el domingo pasado el vaciamiento del Consejo Escolar de Moreno ocurrido el sábado 4 de agosto. "Se llevaron expedientes para limpiarse. Los interventores del consejo son culpables", aseguraron.