Gran iniciativa: enseñan RCP a los alumnos de las escuelas secundarias de Morón

26 de octubre de 2018

Instructores recorren colegios públicos y privados del distrito para capacitar a los jóvenes de 5° y 6° año. Les enseñan técnicas de reanimación cardiopulmonar y a usar desfibriladores. Con los cursos gratuitos la municipalidad ya capacitó a más de 20 mil vecinos.

Frente a un paro cardiorrespiratorio, cada minuto que pasa sin que la víctima reciba asistencia representa un 10% menos de probabilidades de que sobreviva. A su vez, en el país se producen 40.000 muertes súbitas al año, siete de cada 10 fuera de un hospital o centros de salud. La estadística evidencia la importancia de conocer las técnicas de reanimación cardiopulmonar y que cada vez más personas estén preparadas para actuar en caso de una emergencia. Por eso, en Morón, los alumnos de los últimos dos años del secundario de todas las escuelas reciben capacitación en RCP y así aprenden a usar esas técnicas que pueden salvar vidas.

Se trata de una nueva etapa del programa que viene desarrollando la municipalidad hace más de dos años. Más de 20 mil vecinos ya participaron de los cursos gratuitos en clubes, sociedades de fomento y centros de jubilados. Ahora, los instructores visitarán una institución por semana hasta que finalice el actual ciclo lectivo y continuarán su recorrida durante todo el período escolar de 2019.

Entre otros temas, los chicos aprenderán a diagnosticar una pérdida de conocimiento o desvanecimiento y a intervenir en casos de emergencia. También se les enseña a aplicar RCP de forma manual y cómo utilizar los cardiodesfibriladores, aparatos que realizan una lectura ecocardiográfica y que a través de una descarga eléctrica ayudan a que el corazón vuelva a latir. Los alumnos recibirán un certificado de participación.

RCP 3.jpeg

“Estas clases teórico prácticas de RCP son fundamentales para que grandes y chicos estén preparados para actuar de la mejor manera frente a una emergencia. Por eso profundizamos nuestro programa y este año vamos a estar realizando más de 100 capacitaciones”, explica el Intendente de Morón, Ramiro Tagliaferro. Los encuentros son articulados a través de la Escuela Municipal de Guardavidas “Alberto M. Tamagnone” y la Dirección de Deportes local.

Un Polideportivo cardioprotegido

Un espacio cardioprotegido es aquel que cuenta con los elementos necesarios para asistir a una persona en los primeros minutos tras un paro cardíaco. Los DEA (desfibriladores externos automáticos), son parte de ese equipamiento necesario. Recientemente, en Morón los incorporaron al Polideportivo Municipal Gorki Grana y así, en sus instalaciones, hay dos dispositivos.

Tanto los profesores de educación física, como administrativos y personal de campo fueron capacitados en el uso de los aparatos y se realizaron simulacros sobre las técnicas de reanimación. De esa manera, el predio ubicado en Castelar, al que concurre un promedio de 5.000 vecinos por día, pasó a ser un espacio cardioprotegido.

RCP 2.jpeg