Crisis en el gabinete de Río Negro por el pase al massismo

18 de agosto de 2014

El anuncio del gobernador Weretilneck de comenzar a trabajar para el tigrense de cara a las elecciones de 2015 provoca bajas en ministerios clave.

"Voy a tratar de convencer a mi amigo el gobernador que no tome la decisión de irse con Massa al Frente Renovador", señaló este lunes el ministro de Educación de Río Negro, Marcelo Mango, en una carta en la que amenaza con presentar su renuncia de haber un acercamiento al massismo.

"El pueblo de Río Negro votó la fórmula Soria - Weretilneck. Votó a Cristina Fernández de Kirchner y al Frente para la Victoria. Votó un proyecto de justicia social, de soberanía sobre las corporaciones, de desarrollo, de inclusión e igualdad. Si ese proyecto del Frente para la Victoria deja de existir, dejo el Ministerio de Educación. Así lo hablé con mi amigo el gobernador" sentenció el funcionaro en la misiva.

Además expresa: "soy amigo de Alberto Weretilneck y nos queda mucho por hacer en el Ministerio de Educación. Pero me enseñaron mis buenos maestros que en política no hay que definir ni por amistad ni por cargos".

"Nosotros definimos por proyecto político y sí nos hacemos cargo de todas sus contradicciones, alejados también de cualquier principismo. Reafirmo entonces, por si hace falta, mi pertenencia al proyecto nacional y popular, al Kirchnerismo, a mi partido el Frente Grande y al Movimiento por la Educación Nacional y Popular" escribie Mango.

La carta completa que el Ministro publicó en su cuenta de Facebook:

Pertenezco al proyecto nacional y popular


Me apasionan las tareas más difíciles, casi imposibles. Voy a tratar de convencer a mi amigo el gobernador que no tome la decisión de irse con Massa al Frente Renovador. Pero sé que a todas luces hoy parece irreversible. Tan irreversible como que algunos no antepongan sus apresurados intereses electorales a la mejor campaña política que es la gestión de gobierno de los proyectos, derechos y necesidades de nuestro pueblo. Sobre todo cuando, después de décadas, las rionegrinas y rionegrinos votaron nuestro proyecto. El de todas y todos.

Soy amigo de Alberto Weretilneck y nos queda mucho por hacer en el Ministerio de Educación. Pero me enseñaron mis buenos maestros que en política no hay que definir ni por amistad ni por cargos. Nosotros definimos por proyecto político y sí nos hacemos cargo de todas sus contradicciones, alejados también de cualquier principismo. Reafirmo entonces, por si hace falta, mi pertenencia al proyecto nacional y popular, al Kirchnerismo, a mi partido el Frente Grande y al Movimiento por la Educación Nacional y Popular.

Creo que van logrando su objetivo quienes quisieron aislar al gobernador y acorralarlo, e ir expulsando al gobernador del FPV. Pero también así van dejando al Frente para la Victoria y al peronismo en su acepción más amplia sin el gobierno de la Provincia. Y queda todavía un año y medio de mandato.

También me duele profundamente que ministros de mi gobierno nacional vengan oficialmente a la Provincia, desconociendo al Estado y al gobierno del Frente para la Victoria. Más aún en el área de Derechos Humanos que presido con el Secretario Néstor Busso. Si sostienen que sólo quieren al justicialismo en el gobierno no conocen la Provincia y la necesidad de nuestra sociedad, después de décadas, de construir y poner en acción un nuevo proyecto de provincia, integrador, plural, frentista, que contenga a muchos.

Eso lo tenía claro el "Gringo" Soria cuando lo convocó a Alberto y a muchos otros a conformar un frente. El pueblo de Río Negro votó la fórmula Soria - Weretilneck. Votó a Cristina Fernández de Kirchner y al Frente para la Victoria. Votó un proyecto de justicia social, de soberanía sobre las corporaciones, de desarrollo, de inclusión e igualdad. Si ese proyecto del Frente para la Victoria deja de existir, dejo el Ministerio de Educación. Así lo hablé con mi amigo el gobernador.

Marcelo Mango

Presidente Asamblea Provincial Partido Frente Grande
Vicepresidente 2° Partido Nacional Frente Grande

Temas