-

-

Uruguay le dijo NO a la baja de la edad de imputabilidad

27 de octubre de 2014

Calcado al debate que se produjo en Argentina en los últimos años, los uruguayos llevaron la decisión a un plebiscito y el resultado fue claro: el SÍ alcanzó solo el 41% y se rechazó la propuesta.

La discusión es similar a ambas orillas del Río de la Plata: ante la creciente inseguridad urbana, vastos sectores promueven la idea de bajar de 18 a 16 años la edad a partir de la cual se puede condenar penalmente a un joven por delitos graves. La diferencia es que Uruguay lo llevó a las urnas y plebiscitó la discusión: finalmente, con un 58% de los votos negativos, la norma quedará como hasta ahora.

Quienes estaban a favor debían ensobrar una papeleta con el "Sí", mientras que el sobre vacío ya alcanzaba como negativa.También se promovía la creación de un instituto especial para jóvenes infractores.

"Por suerte el pueblo uruguayo no aprobó esta reforma retrógada, reaccionaria y autoritaria que en nada hubiera contribuido a disminuir la delincuencia", dijo el vicepresidente Danilo Astori a medios locales. La movida estaba impulsada por los colorados -que acabaron con el 12% de los votos en la presidencial- y un gran parte del Partido Nacional, que entró a la segunda vuelta.

En total fueron 1.087.356 votos afirmativos sobre un total de 2.620.235 habilitados para la decisión. De todas formas, el número es considerable: en la presidencial, Tabaré Vázquez obtuvo solo 21 mil votos más que el SI en el plebiscito.

Temas

En Vivo