-

-

Carlos Sainz es optimista pese a un proyecto "que se hizo en tiempo récord"

30 de diciembre de 2014

El piloto español Carlos Sainz manifestó a días de participar en el Dakar 2015 al volante de un Peugeot 2008 DKR, que afronta el rally con la intención de ganar, algo que considera "obvio", porque, de lo contrario, no iría esta carrera.

Al referirse a sus "opciones reales" en el Dakar, Carlos Sainz, ganador del Dakar en 2010, señaló que no tiene "ni idea" porque el nuevo proyecto con Peugeot "es nuevo, atrevido y se ha hecho en un tiempo récord", lo que hace que "la prudencia" a la hora de hacer vaticinios sea esta vez "muy importante".

"No hemos podido hacer una carrera o prueba alguna contra otros coches para saber dónde estamos. Creo que podemos ir bien. Tenemos la sensación de que vamos a perder menos tiempo que el año pasado. ¿Cuánto?, Eso no lo sé", dijo Sainz, quien sí fue claro al afirmar: "Vamos a intentar ganar; eso es obvio. Si no, no iríamos al Dakar".

"Habrá etapas en las que nuestras opciones serán prácticamente nulas, y otras en las que será al contrario. En el Dakar la sorpresa puede llegar en cualquier momento", agregó.

"Peugeot ha puesto toda la carne en el asador para que este proyecto tenga el mejor de los éxitos. Que Peugeot vuelva al mundo del deporte es una gran noticia con todo lo que el mundo del motor ha sufrido en los últimos años, y nosotros trataremos de compensar estar confianza depositada en nosotros. He peleado muchas veces en los rallys contra Peugeot y sé que cuando va a una competición es para tratar de ganar", dijo Sainz.

Sainz, campeón mundial de rallys en 1990 y 1992, tendrá como compañeros de equipo en el Dakar a los franceses Stephane Peterhansel y Cyril Despres. El primero acumula en su palmarés once victorias (seis en moto y cinco más en coche), y el segundo ganó en cinco ocasiones sobre dos ruedas y este año debuta al volante de un coche.

Carlos Sainz considera que sus "puntos fuertes" con vistas al inminente Dakar son estar con un equipo oficial y su propia experiencia y veteranía. "Me considero en condiciones de luchar para luchar por el Dakar. Cuando no sea así, no estaré en la salida", señaló el madrileño, de 52 años. "Sabemos lo que hay que hacer y cómo se hace. De lo que se trata es de cometer menos fallos que los demás", añadió.

Carlos Sainz cree que Mini es "el equipo a batir" en el Dakar. "Tienen coches de cuatro ruedas motrices y han ganado la carrera en las últimas (tres) ediciones", precisó.

Peugeot, la marca que dominó el Dakar en los años ochenta con cuatro triunfos con su 405 T16, compite esta vez con un coche de dos ruedas motrices. El Dakar 2015 se disputa entre el 4 y el 17 de enero en Argentina, Chile y Bolivia.

Temas