-

-

-

-

Infantino: "En ningún momento pedí que se jugara la final a las 19.15 del sábado"

25 de noviembre de 2018

"Cualquier decisión relacionada con este partido es responsabilidad exclusiva de Conmebol y no de FIFA", declaró el presidente de la FIFA.

El presidente de la FIFA Gianni Infantino desmintió haber presionado a Boca a jugar la final de la historia de la Copa Libertadores tras el ataque sufrido por el micro de Boca Juniors. También negó que haya amenazado "a nadie con medidas disciplinarias" al “xeneize” como dijo en rueda de prensa el presidente de River Rodolfo D’Onofrio.

Rodolfo D' Onofrio - River no quiere ventajas

"Me entristecen los acontecimientos de ayer que llevaron a la postergación de la final de la Copa Libertadores de la Conmebol. La violencia no tiene cabida en el fútbol y la seguridad y el bienestar de los jugadores, espectadores y oficiales siempre deben ser la primera prioridad", indicó Infantino en declaraciones publicadas por el diario español AS.

El presidente de la FIFA destacó que apoya "la última decisión de posponer el juego" y confía "plenamente en la CONMEBOL, tanto los clubes como las autoridades locales para tomar las decisiones correctas en el futuro".

"Sin embargo, debido a los desafortunados rumores falsos que se están difundiendo, me gustaría aclarar que no pedí en ningún momento que se juegue el partido, ni que amenacé a nadie con medidas disciplinarias, simplemente porque cualquier decisión relacionada con este partido es responsabilidad exclusiva de Conmebol y no de FIFA", aclara.

Gianni Infantino estuvo en el estadio Monumental con la intención de presenciar el partido que enfrentaba a Ríver y Boca cuando se produjeron los incidentes que causaron su postergación con fecha indefinida.