-

-

La reacción de los herederos de Raúl Soldi por la iluminación de la cúpula del Teatro Colón

30 de noviembre de 2018

Desde la fundación que mantiene la obra del pintor opinaron sobre las lámaparas de LED que le cambiaron los colores al fresco que corona la sala principal.

Una de las características más notables de la sala principal del Teatro Colón -junto con la acústica- es el importante fresco de Raul Soldi que decora la cúpula. Esa obra se robó todas las miradas en la velada de gala de este viernes con motivo del G20 debido a la iluminación con lámparas de LEDcon la que fue intervenida.

Embed

"A mí no me gustó. Llamaron del Colón esta mañana a la familia y les avisaron. Como era un trabajo por la diversidad dieron su consentimiento", reveló Zulema Ozón, directora de la Fundación Soldi, a minutouno.com.

Embed

"A la gente no le gusta, pero bueno, es lo que tenemos. Somos posmodernos", reflexionó Ozon acerca la intervención de una obra de arte para su resignificación.

Como directora de la Fundación Soldi, la preocupación de Ozun estuvo en la preservación del fresco, pero la intervención con luces LED es totalmente externa y no dañará la obra.

Embed

En el caso del Teatro Colón, la iluminación con lámparas led se extendió por la sala principal e invadió el escenario con un aspecto pop fluorescente. "La vi y me pareció terrible", convino Ozón, aunque su postura se ablandó por el significado de la intervención.

Embed

"Es una intervención como se hizo en 2010 en el Cabildo o el Congreso. En Europa es muy común", convino la directora de la Fundación Soldi al citar como ejemplo la experiencia de la Catedral de Santiago de Compostela que se "derrumbó" gracias a una ilusión lumínica.

Temas