Hospital de Quemados, Santa Lucía y Lagleyze: los festejos por Año Nuevo dejaron al menos 50 heridos

01 de enero de 2019

La mayoría de los lastimados fueron por pirotecnia, en tanto que dos chicos tuvieron que ser operados en sus ojos.

Diez adultos y cinco chicos ingresaron con heridas por pirotecnia al Hospital de Quemados, en el barrio porteño de Caballito, según informó Samantha Foster, jefa de Guardia de ese centro médico, quién aseguró que "la cantidad de accidentados fue la mitad de lo del año pasado".

"Solo tenemos un joven internado con quemaduras en miembros inferiores, el resto de los heridos se retiraron tras las curaciones", explicó la médica de guardia.

Embed

Al respecto, Foster aclaró que entre los heridos de esta madrugada y los del pasado 25 de diciembre "se atendieron a 40 personas", la mitad de lo registrado el año pasado, ya que entre las dos fechas festivas "se atendieron (hace un año) a unas 80 personas".

Sobre la reducción de heridos por pirotecnia en las fiestas de final de año, la profesional dijo que eso se debe a "las campañas de concientización a nivel nacional y de la ciudad de Buenos Aires, los reportajes periodísticos y el costo de la pirotecnia".

Hospital Santa Lucía

En tanto, otros diez chicos y cinco adultos fueron atendidos en el hospital oftalmológico Santa Lucía, del barrio porteño de San Cristobal, según informó Natalia Chautemps, jefa de guardia de ese centro médico. "No podemos todavía concluir que disminuyó la cantidad de heridos", aclaró.

Embed

"El año pasado a las 9 habíamos reportado 14 casos y cuando terminó el día cerramos con 30 personas atendidas, cinco derivadas a cirugía", explicó la médica.

Lo que si se mantuvo, al menos con respecto al pasado 25 de diciembre, fue que la mayor parte de los heridos atendidos en este centro son menores de edad.

Instituto Lagleyze

Por su parte, Cinco chicos y 15 adultos fueron atendidos en el Instituto Oftalmológico Pedro Lagleyze, en el barrio porteño de Villa General Mitre, por heridas ocasionadas por pirotecnia y corchazos durante los festejos por el Año Nuevo.

Embed

Según dijo el jefe de guardia del instituto, Rubén Casale, se atendieron a unas 20 personas y cinco de ellos menores de edad, pero explicó que "ninguno revistió heridas de gravedad, ni requirió intervención quirúrgica".

"De las 20 personas que entraron a la guardia, 16 fueron por pirotecnia y cuatro por heridas provocadas por un corchazo", aclaró Casale.

Finamente, el médico indicó: "Hay una reducción drástica de los heridos, el año pasado entre Navidad y Año Nuevo atendimos 60 pacientes, este año llevamos solo 23".

Temas