Habló el "enamorado" de Nahir Galarza: "No me importa el asesinato"

02 de enero de 2019

Absuelto en la causa por narcotráfico por la que se encontraba detenido, Matías Caudana se refirió a las conversaciones que tuvo con la joven mientras espera para saber sí la puede visitar.

Matías Caudana reveló detalles sobre su incipiente relación con Nahir Galarza, que cumple prisión perpetua por el asesinato de su novio, Fernando Pastorizzo. A la espera de que la chica de 20 años responda si aceptará sus visitas, él reveló cómo se conocieron y de qué hablan por teléfono. Consultado sobre el motivo de la condena de ella asegura: “No me importa”.

matías caudana
Matías Caudana
Matías Caudana

"Nos conocimos un día que a ella la llevaron al dentista. Nahir salía de la enfermería y nos cruzamos porque a mí me estaban trasladando para ir a ver a mi abuela (que está en la misma cárcel que Galarza)”, explicó. Luego contó: “Yo sabía quién era ella por la televisión. Grité su nombre y, cuando se dio vuelta, le hice un gesto de que la iba a llamar. Ella sonrió y asintió con la cabeza".

Mediante un amigo consiguió el teléfono del pabellón en el que está alojada Galarza y se contactó con ella: "Nunca me importó lo que se decía de ella". También dijo que hasta la semana pasada hablaban de lo que cada uno hacía dentro de la cárcel: si recibían visitas, si participaban de un taller, entre otras cosas.

"Últimamente, ella me contaba que pasaba mucho calor. Ahí donde está no corre aire", contó a Gente y afirmó sobre el asesinato de Pastorizzo: "No le pregunté y no creo que se lo pregunte. No me importa".

"Nos estamos conociendo. Por el momento no nos dimos ni un beso. Tampoco tuvimos la posibilidad de vernos en persona”, reconoció. “Solo nos cruzamos un par de veces cuando fui a visitar a mi abuela. Intentamos hablar, pero no nos dejaron. Por eso estoy tramitando este permiso, para seguir conociéndonos", agregó.

Único absuelto en una causa por narcotráfico con 22 acusados, dio su versión. "Yo trabajaba en la fábrica de hielo que tiene mi papá: estaba a cargo de los repartos y me ocupaba de hacer cobranzas. Nunca tuve relación con las drogas ni nada de eso", dice. Una vez en libertad, uno de los primeros trámites que hizo fue el pedido formal para visitar a Galarza.

Temas