Macri en otra sintonía y el uso de la culpa para justificar el rumbo económico

14 de enero de 2019

Julián Guarino apuntó al uso de los sectores más postergados como chivo expiatorio para continuar con el actual modelo luego.

Luego de 23 días de vacaciones, el presidente Mauricio Macri retomó su agenda de trabajo en la Patagonia, donde ratificó el rumbo económico que multiplica mes a mes deuda externa, exclusión, reducción de fuentes laborales e inflación. Por eso Julián Guarino analizó en su editorial de “Recalculando”, que se emite por C5N, el uso de la culpa que aplica el Gobierno sobre los sectores más perjudicados a fin de justificarse.

guarino recalculando 14-01-19

En ese sentido, el periodista y economista se preguntó “si no hay en la sociedad algo de culpa que ha inyectado el propio Gobierno” en función de que el jefe de Estado “dice que no hay alternativa, propone una idea mesiánica de que hay que creer en algo que de momento no se ha presentado”.

“Indec dio a conocer que estamos en recesión y que la actividad tendrá unos 3% de caída en 2019”, indicó y explicó que este martes se conocerá la inflación anual de 2018, un numero que rondará al 48%, “el más alto desde 1991”.

Si bien reconoció como meritorio que sea el propio Gobierno el que da a conocer estos datos, apuntó que “hace falta una cuota de responsabilidad que por ahora no está presente".

En ese sentido enumero a los perdedores de este modelo: las pymes, los asalariados, los jubilados y los docentes. Entonces se explayó con el mensaje que se les da desde el oficialismo los más castigados.

“Han dicho que las Pymes cierran porque no son competitivas, que los industriales se benefician de una economía que era cerrada y que en una de tipo abierto no van a tener supervivencia, que esos cierres obedecen a una lógica por la poca competitividad que ofrecen”, indicó.

Luego que a los docentes les replican que “trabajan poco, que tienen muchas vacaciones y que la calidad educativa es mala y que por eso no se cerraron las paritarias”.

Por eso se preguntó “si acaso el gobierno no señala con el dedo a los grandes perdedores de este modelo”.

Entre las cosas que se les esconde a los más perjudicados es “que Argentina cerró un presupuesto que va a generar muchísima exclusión en los próximos meses y que ese déficit cero no va a existir porque el país va a tener un déficit financiero de casi 4 puntos del PBI”.

“En una Argentina con mayores niveles de pobreza e indigencia no es raro que terminen siendo ofrendados a un sector de la sociedad como culpables”, sentenció Guarino y afirmó que se los usa como “chivo expiatorio que busca quitarle responsabilidad al Gobierno y que busca cercenar derechos”.

Temas