-

"El Vizconde Demediado": Macri, Calvino y la metáfora de una realidad "escindida"

28 de febrero de 2019

"¿Qué pasa cuando la hipocresía toma el lugar de la verdad?", dijo Julián Guarino en el inicio de su editorial en "Recalculando", el programa que conduce en C5N.

Julián Guarino eligió la obra “El Vizconde Demediado”, de Italo Calvino, para describir la actualidad política de Argentina en el inicio de Recalculando, por C5N.

La historia de Calvino está protagonizada por un joven vizconde, Medardo de Terralba, que vive en tiempos oscuros, medievales y en medio de una guerra contra los turcos que habían emprendido los cristianos.

Entre los cristianos se encuentra Merardo de Terralba, que pertenece a una familia aristocrática. Es un caballero y se alza en armas durante la guerra. Cuando cabalgaba por la llanura de Bohemia, divisa al enemigo y se lanza contra ellos. Pero cuando lo tienen a su alcance, los artilleros enemigos encienden una mecha y de un cañona lo parten literalmente en dos.

Tras su muerte, los restos de Merardo son llevados para reconstruir. Y en esa reconstrucción ocurre el milagro. El Vizconde despierta y abre su único ojo. Merardo sobrevive pero dividió en dos. Cada una de sus partes van a tomar vida propia. El bien va a quedar de un lado y el mal del otro.

El Vizconde malo vuelve a Terralba y va a sembrar el terror y el caos. Va a desatar la anarquía, las ejecuciones. Está aferrado brutalmente a la crueldad. Va a ir incendiando todo, hasta su propio castillo. Hay una furia que no termina de irse en él. Es una sombra que se traslada de un lugar al otro. Es la maldad personificada. Termina implacablemente matando todo lo que se cruza en su camino.

En medio del caos, la parte bueno del Vizconde vuelve a Terralba. Es un santo que transmite un mensaje de amor y consuela a los afectados por su parte mala. Genera en la gente todo lo contrario a lo que genera su lado derecho.

Pero no solamente la parte mala es la que genera el daño. La parte buena también genera una situación contradictoria para el que lo rodea. Ninguno de los dos se hace los cuestionamientos lógicos que nos hacemos todos en la vida cotidiana.

EDITORIAL GUARINO.mp4

Guarino relacionó está historia con los gobernantes de nuestro país. “Están divididos al medio. Nos dicen una cosa y muchas veces terminan haciendo otra. Proponen algo y después buscan el efecto contrario. Es una situación de contradicción absoluta”, sostuvo el conductor de Recalculando.

“En nuestra sociedad, y sobre todo los que ocupan un rol protagónico, en muchos aspectos están cruzados no sólo por convencionalismos, por contradicciones sino también por intereses que muchas veces quedan ocultos. Y también por mucha hipocresía”, añadió Guarino.

Para cerrar su editorial, Guarino expresó: “Es necesario que el Gobierno recapacite, es necesario que el Gobierno tome otra salida a esta terrible situación que atravesamos los argentinos porque somos los argentinos los que nos merecemos tener gobernantes más humildes, más apegados a la realidad pero sobre todas las cosas con mayor ética”.

Recalculando, conducido por Julián Guarino, se emite los lunes y jueves a las 23 por la pantalla de C5N.

Temas