Tras 130 años de misterio, habrían encontrado la tumba del "Hombre elefante"

19 de mayo de 2019

Joseph Merrick sufría un problema que le deformó la cara y el cuerpo hasta que terminó por morir de asfixia. Fue famoso por sus malformaciones pero el origen de sus restos nunca fue aclarado.

Una biógrafa del británico Joseph Merrick dice haber encontrado la sepultura de quien también fue conocido como “el Hombre Elefante”, famoso en el siglo XIX por sus notables malformaciones.

Embed

Una serie de documentos que datan de la época victoriana determinan como "99% seguro" que los tejidos blandos de Merrick estarían sepultados en un cementerio de Londres, junto al bosque de Epping, según declaró la investigadora Jo Vigor-Mungovin.

Desde hace 130 años, el destino de los restos del “Hombre elefante” es un misterio, en medio de la disputa por el posible entierro de su esqueleto, que los médicos separaron del tejido blando tras su temprana muerte en 1890 con supuestos fines científicos.

Joseph Merrick hombre elefante

Actualmente, el esqueleto es parte de una colección de piezas de anatomía histórica en la Escuela de Medicina londinense de la Queen Mary University. Pero una campaña pública reclama el traslado de los restos a su ciudad natal, Leicester, y su entierro allí.

El reclamo lo inició una nieta del empresario que expuso a Merrick en una tienda a cambio de una entrada. La fama del hombre llegó a su cúspide en 1887, cuando lo visitó la princesa Alexandra de Gales, quien luego le envió tarjetas de Navidad.

Pero las múltiples deformidades que afectaban su rostro, espalda y extremidades siguieron progresando hasta que murió por asfixia mientras dormía. El origen de su patología se confirmó por la medicina moderna, pero la versión principal es que se trató de una enfermedad congénita, el síndrome de Proteus.

Temas