-

-

Final para el infarto: el penal cobrado por el VAR que se pateó dos veces y lo gritó un país

19 de junio de 2019

Los minutos finales del partido de las pibas ante Escocia quedarán en la memoria de los futboleros. Crónica de la hazaña.

Y un día, toda la Argentina hablaba de once mujeres jugando al fútbol. Es que el momento en el que Florencia Bonsegundo marcó el 3 a 3 de la Argentina ante Escocia por el Mundial de Francia 2019 seguramente marcará un antes y un después para la actividad que comenzará a ser profesional desde el próximo semestre.

Argentina perdía 3 a 0 ante Escocia y el Mundial se terminaba. Menéndez le hizo honor a su nombre y propuso bellos Milagros que podrían suceder. Y sucedieron porque Florencia Bonsegundo marcó su doblete para la hazaña.

Pero el segundo del doblete fue a puro suspenso. Gabriela Chávez entró al área por la izquierda y la derribaron. “¡Siga siga!”, habrá dicho la norcoreana Hyang-Ok Ri, pero el VAR le gritó “¡Pare pare!” porque hay penal para la Argentina.

Florencia Bonsegundo pateó al medio, anunciado, y Lee Alexander se vistió de Vanina Correa y atajó dando un rebote que no pudo captar la delantera. Pero otra vez, el VAR se puso la celeste y blanca y le dijo a la referí de las tierras de Kim Jong-un que la arquera se adelantó.

Embed

El país futbolero se paró otra vez. Ahora Flor debía patear con alma y vida. “Fuerte y al medio”, como dicen los que saben que debe hacerse. Y fue así. Gol de la Argentina. Gol de las pibas. Gol de un país que gritó por primera vez un gol de ellas. Y esto recién comienza.

Temas