El Conicet experimenta con cerdos para generar órganos compatibles con humanos

17 de julio de 2019

Investigadores argentinos trabajan en un proyecto para trasplantes. La idea es generar una transformación genética en cerdos.

Un equipo del Conicet trabaja para producir órganos aptos para trasplante, a partir de cerdos modificados genéticamente. Así lo informó la Secretaria de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva.

El equipo liderado por los investigadores Daniel Salamone y Rafael Fernández-Martín involucra la participación transversal de la ciencia en la que conviven especialistas en Biología, Biotecnología y Veterinaria, entre éstos Laura Ratner, los becarios doctorales Olinda Briski y Gastón La Motta, y el estudiante de grado Julián Palaia.

Salamone, quien hace un recorrido sobre sus inicios e inquietudes, recordó la década de los 90 "cuando René Favaloro le planteó la necesidad de superar el denominado rechazo hiperagudo que ejerce el sistema inmunológico con posterioridad a un trasplante por no reconocer como parte del organismo al nuevo órgano".

"La utilización de animales para aportar órganos a humanos es una idea vieja, y lo que persigue es conseguir un donante compatible con la mayor cantidad de individuos posible", sumó Fernández-Martín.

Según desarrolló, el principal obstáculo reside en que "el sistema inmune busca identificar células extrañas en el organismo, que se diferencian por las distintas glicosilaciones ─proceso bioquímico en el que se adicionan azúcares a las moléculas─, y al detectar un órgano extraño lo destruye en minutos". "Asemejar un órgano de cerdo a uno humano no es una tarea sencilla", señalaron los investigadores.

Por ello -indicaron- “la xenotransplantación (el transplante de células o tejidos de una especie a otra) es una idea a futuro con resultados todavía en fase de experimentación, lejos de instancia clínica".

Temas