-

El audio del chofer que atropelló al joven de 17 años en Moreno: "Ví una sombra que pasó corriendo"

Por: Bárbara García Crespo
26 de julio de 2019

El conductor de la línea 203 que atropelló y mató a un joven de 17 años el 14 de julio contó su versión de los hechos en un audio de WhastApp. Negó haber cruzado en rojo y a gran velocidad.

"Si hubiera ido a gran velocidad, la cabeza de ese muchacho habría estallado contra mi parabrisas". Así les decía O.E.T, el chofer de la línea 203, a sus compañeros para contarles lo que había sucedido en la mañana del 14 de julio, cuando atropelló a Nelson Omar González, un adolescente de 17, en Avenida Libertador y Demóstenes en Moreno.

"Yo les quería informar de mi boca cómo fue, cuál es mi campana", dijo en el audio que envió a sus compañeros.

colectivero linea 203

"Estaba D... bajando pasajeros y bueno, yo lo voy a pasar por la izquierda y cuando estoy pasando veo una sombra que pasa corriendo y lo toco. Freno en seco en forma de chancleta lo que hizo que se salga expulsado unos 10 metros", explica el hombre de 40 años en el mensaje.

En el audio, que dura cuatro minutos y al que accedió minutouno.com, el chofer cuenta que "si hubiera ido a gran velocidad, la muerte habría sido instantánea".

Nelson volvía de una fiesta con amigos y su novia en San Miguel. Eran las 6:05 de la mañana del domingo 14 de julio cuando cruzó la Avenida Libertador (ruta 23) y Demóstenes.

Nelson colectivero.jpg

Nelson se había bajado de un colectivo y cruzó la calle, pero otro colectivo de la línea 203 pasó el semáforo en rojo y lo atropelló. A pesar de que frenó en el momento del hecho para que se bajaran todos los pasajeros que iban arriba del vehículo, el conductor nunca se bajó para ver cómo había quedado Nelson.

La ambulancia tardó 45 minutos y, una vez que se bajaron todos los pasajeros, el colectivero se dio a la fuga.

“La novia y los amigos de Nelson fueron los únicos que se acercaron a mi hermano. El conductor en ningún momento se bajó ni miró a ver cómo estaba. Esperó a que se bajen todos y listo”, contó Mayra González, hermana de la víctima.

Para la familia, la investigación nunca estuvo bien encarada. Nelson fue trasladado de urgencia al Hospital de Moreno por un patrullero después de 45 minutos ya que el SAME nunca llegó. Nelson jamás se despertó y un día después murió en el hospital.

Temas