-

Consenso Federal elevó un proyecto de ley para el fortalecimiento y la ampliación de la Emergencia Alimentaria

04 de septiembre de 2019

Se propone asegurar el aumento de los recursos destinados a comedores escolares. También se pide que se aumente a 1.500 pesos la suma que se abonará a los titulares de la AUH, por cada hijo y hasta el quinto, hasta el 29 de febrero de 2020.


Los diputados nacionales de Consenso Federal presentaron en el Congreso Nacional un proyecto de ley para la creación de un programa de Fortalecimiento y Ampliación para la Emergencia Alimentaria Nacional que garantice el derecho de acceso a productos alimenticios que cubran las necesidades básicas de la población vulnerable.

El escrito, elevado a la Cámara de Diputados de la Nación, cuenta con la firma de Graciela Camaño, Marco Lavagna, Eduardo “Bali” Bucca, Alejandro Snopek, Pablo Kosiner, y Alejandro Grandinetti.

El proyecto se propuso en sintonía con el reclamo realizado por Consenso Federal, a través de Roberto Lavagna y Juan Manuel Urtubey, el 15 de agosto y el último jueves. En ambas ocasiones, la fórmula candidata a la presidencia le solicitó al gobierno que se adopte de manera inmediata la emergencia alimentaria. En el último mensaje, del pasado jueves, Lavagna expuso una serie de medidas a implementar en el país para combatir el hambre.

Se propone asegurar el aumento de los recursos destinados a todos los programas que proveen a los comedores escolares la asignación específica para el desayuno, almuerzo y merienda. También se pide que se aumente a 1.500 pesos la suma que se abonará a los titulares de la AUH, por cada hijo y hasta el quinto, hasta el 29 de febrero de 2020.

Los representantes de Consenso Federal en el Congreso solicitan que se mantengan abiertas todos los días las escuelas afectadas a los programas de alimentación; que se cree un Consejo Ejecutivo para la Emergencia Alimentaria Nacional (CEEAN) integrado por distintos sectores de la sociedad a nivel nacional.

Asimismo, el proyecto pide que se faculte al Poder Ejecutivo Nacional a adoptar las medidas necesarias para ampliar y acelerar la compra. Respecto a la distribución, se plantea que se destine el uso de vehículos, inmuebles y equipamientos del ejecutivo para abastecer los nuevos centros de emergencia.

Al reclamo de que se decrete la emergencia alimentaria se sumaron en los últimos días la Comisión Episcopal de Pastoral Social, un grupo de intendentes peronistas del Gran Buenos Aires, la Confederación General del Trabajo, la Unión Industrial Argentina, la Federación Agraria, CARBAP y movimientos y organizaciones sociales, que esta tarde acamparon frente al Ministerio de Desarrollo Social.

Temas