-

-

-

"Nada justifica envenenar a otros", dijo Macri pero defendió que se fumiguen escuelas con glifosato

10 de octubre de 2019

El Presidente cruzó a Kicillof por su frase sobre la venta de drogas, pero en abril se había mostrado indignado por un fallo de la Justicia que impedía fumigar cerca de escuelas.

El presidente Mauricio Macri cargó contra el candidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires del Frente el Todos, Axel Kicillof, quien días atrás había asegurado que muchos jóvenes, ante la imposibilidad de conseguir un trabajo, se habían visto obligados a vender droga para poder sobrevivir.

La frase del ex ministro de Economía generó un fuerte revuelo. De hecho Kicillof explicó luego que se había limitado a repetir lo que le había contado un cura de Morón durante una de sus recorridas de campaña.

macri envenenar fumigación.mp4

El miércoles Macri se subió a las críticas contra Kicillof y disparó: "Nada justifica envenenar a otros". Fue en el marco del acto de campaña que encabezó en Misiones.

Sin embargo muy distinta fue su reacción cuando el envenenamiento no proviene del narcotráfico si no de uno de sus principales aliados: el campo.

En abril de este año el mandatario no pudo disimular su indignación por un fallo de la justicia de Entre Ríos que impide fumigar con glifosato cerca de las escuelas a las que concurren todos los días miles de chicos.

En aquel entonces Macri tildó el fallo de "irresponsable" y "absurdo" y aseguró que el amparo judicial ponía "en riesgo más del 20% de la capacidad productiva de la provincia y el trabajo de los entrerrianos".

Y siguió: "La ley de distancias de fumigación vigente es absurda. Si hay un gobierno que se ha ocupado del medio ambiente en este país y en las últimas décadas, es el de Cambiemos. Pero esta ley que se ha impulsado en Entre Ríos pone en peligro el trabajo de muchos entrerrianos, y hoy, por un amparo está vigente".

A fines de 2018 entró en vigencia una ley que obligaba a la provincia a realizar "en forma exhaustiva y sostenida en el tiempo, los estudios que permitan delinear pautas objetivas en torno al uso racional de químicos y agroquímicos, poniendo el acento en la prevención de los daños".

Disponía además la suspensión inmediata de “las aplicaciones de productos fitosanitarios en las áreas sembradas lindantes a las escuelas rurales, en horario de clases, debiendo efectuarse las aplicaciones en horarios de contra turno y/o fines de semana, a modo de asegurar la ausencia de los alumnos y personal docente y no docente en los establecimientos durante las fumigaciones", y también implantar, en un plazo de dos años, "barreras vegetales a una distancia de ciento cincuenta metros de todas las escuelas rurales de la provincia".

A pesar de ello, Macri abogó por la fumigación sin barreras sin importar las consecuencias en la salud de los vecinos.

Temas